Lyn May revela atracción sexual por Yalitza Aparicio

A la famosa vedette le gustaría tener un encuentro sexual con una mujer antes de morir, y admitió que le agradaría que fuera con la nominada del Oscar

Por Luisa María Godínez

Lyn May lleva mucho tiempo alejada de los reflectores, pero cada vez que aparece da de qué hablar y esta vez hizo una fuerte confesión que dejó a más de uno con la boca abierta.

La vedette estuvo como invitada en el programa de Adela Micha "Saga", en donde reveló detalles de su vida íntima y reconoció que ha tenido relaciones con varios hombres

"¿Has estado con alguna mujer?", preguntó Adela Micha

"Todavía no, yo quiero (…) Pues para probar, antes de morirme tengo que probar de todo", mencionó.

Fue en ese momento donde aseguró que nunca ha estado con una mujer, y que es la protagonista de "Roma" la que le atrae para intentarlo.

"Está guapa ella, está muy bonita, ¿no? ¿A poco no les gusta? ¡Está guapa!", dijo.

Uno de los seguidores del programa le pregunto por medio de las redes si la protagonista de "La Casa de las Flores", Verónica Castro, no le llamaba la atención.

"Verónica es muy linda, yo la quiero mucho, pero no sé, es que me tiene que atraer como persona, y a mí me atrae esa muchacha (Yalitza)", contestó.

Micha le prometió a May que en su siguiente charla con la originaria de Tlaxiaco, Oaxaca, le comentaría de su deseo.

Una estrella en ascenso

Yalitza Aparicio ha hecho historia convertirse en la primera mujer de origen indígena que es nominada al Oscar gracias a su papel en la cinta ROMA, de Netflix.

La joven de 25 años nacida en Tlaxiaco, Oaxaca, hizo su debut artístico en esta cinta donde interpreta el papel de Cleo, una empleada doméstica que trabaja con una familia mexicana en el barrio de la Colonia Roma, en Ciudad de México, en los años setenta.

El papel está inspirado en la mujer que trabajó en el hogar del director Alfonso Cuarón y que prácticamente lo crió.

Con dicha nominación se convierte en la segunda actriz mexicana nominada a los premios de La Academia en un papel protagónico. La primera fue Salma Hayek, en 2003, con Frida.

Ella ha explicado que acudió al casting de Roma en lugar de su hermana, que no pudo ir por estar embarazada. Para entonces el director había entrevistado ya a más de tres mil mujeres en busca de su protagonista.

Loading...
Revisa el siguiente artículo