El reto de dar vida a Freddie Mercury

Rami Malek y el elenco de Bohemian Rhapsody repasaron el proceso de convertirse en la legendaria banda de rock británica

Por Félix Caraballo

La banda de rock británica Queen retoma la supremacía mediática con el estreno hoy de la cinta de 20th Century FOX, Bohemian Rhapsody , que presenta una travesía musical desde los inicios de la agrupación, destacando la hipnótica presencia de su figura central: Freddie Mercury.

Metro tuvo la oportunidad de participar de una conferencia de prensa virtual donde sus protagonistas comentaron sobre los retos de interpretar a los integrantes de esta emblemática banda, que desafió las convenciones de la industria musical.

“Tuve que encontrar una manera de acceder a su humanidad e identificarme con él, un joven luchando por encontrar su identidad y con muchos conflictos internos. Traté de adentrarme en su complicada juventud para entender la riqueza de Freddie como artista”, confesó el protagonista Rami Malek, al explicar cuál fue el mayor obstáculo al interpretar a Mercury.

Joseph Mazzello, que muchos recordarán como el niño de la original Jurassic Park, interpreta al introvertido John Deacon, el bajista de la banda, quien desde 1997 está retirado del ámbito musical. Mazzello resaltó la importancia del rol de cada músico en la banda. “John estaba completamente contento de estar en la sombra de Freddie Mercury y ahí es donde él quería vivir. Fue una pieza integral de la banda, pero no necesitaba ni quería la atención. Todos tenían un rol en la banda y el de Freddie era ser la cara de Queen”, explicó Mazzello.

Gwilym Lee, quien tiene el rol del afamado guitarrista Bryan May, a su vez responsable de darle continuidad al legado de la banda y quien funge como productor musical de la cinta, fue enfático en la química que desarrollaron como intérpretes: “Nos reunimos en Londres cinco semanas previas al inicio de la filmación y estuvimos cada uno de esos días juntos, ensayando las secuencias y tocando juntos lo más posible. También salíamos luego de los ensayos, a las barras y restaurantes, como parte de la investigación”, expresó.

Quedará plasmado en la mente de los espectadores el gran parecido que logra proyectar Malek, aun cuando físicamente son bien diferentes. El actor reconoce que, además de los estrambóticos vestuarios que aportaron grandemente en la transformación física, uno de los retos iniciales fue la particular dentadura del cantante. “Fue especial tener un look único, viajando a través de los setenta y los ochenta. Las dentaduras eran muy difíciles de usar al principio, pero al final, me sentía desnudo si no los tenía”. A su vez, reacciona al legado de Mercury: “En Freddie tienen un joven inmigrante, luchando por identificarse, y que tiene que lidiar con ser retado y abusado de muchas maneras. Enfrentar lo que significa ser Farrokh Bulsara (nombre de pila) en Inglaterra, además de batallar con su sexualidad. Creo que su mayor triunfo fue ser exactamente quien él quería ser, frente a miles de personas”.

Malek, quien saltó a la fama por su galardonada interpretación del misterioso hacker en la serie Mr. Robot, y quien podría ser nominado por esta cinta a los premios más importantes del cine que se aproximan, siempre estuvo consciente de no imitarlo. “Creo que traje algo de mí al personaje. Creo que uno piensa que se tiene que perder cien por ciento en el rol, pero he tenido experiencias como actor y como ser humano que se pueden utilizar en el personaje. Cuando uno piensa en Freddie Mercury, es lo más cercano a un superhéroe que haya existido en vida real. Nos hace ver que somos capaces de cosas especiales, aunque todos somos humanos”.

Te podría interesar

Loading...
Revisa el siguiente artículo