Revelan lo que la Reina Isabel II le prohibió a Meghan durante embarazo

Ayer se dio a conocer que el príncipe Harry y su esposa la duquesa de Sussex están esperando su primer hijo, que nacerá en la primavera de 2019

Por Luisa María Godínez

Los protocolos reales son muy estrictos y tras anunciarse el embarazo de Meghan Markle, ella tendrá que acatar algunas reglas impuestas por la Reina Isabel II.

  • No revelará el sexo ni el nombre del bebé

Probablemente desde que se dio a conocer la noticia la familia ya esté buscando el nombre o tal vez ya lo tienen.

Sin embargo, no se revelará hasta su nacimiento, tampoco dirán si es niño o niña.

  • Menos viajes

Por su salud y la del bebé que espera ella viajará lo menos posible y la mayor parte del tiempo la pasará dentro del Palacio de Kensington donde recibirá todos los cuidados necesarios.

  • Cero Babyshowers

La realeza no está acostumbrada a este tipo de celebraciones, además indicaron que no necesitan que otras le regalen artículos para la llegada del bebé.

  • El bebé nacerá dentro del Palacio

Aunque es una costumbre de la familia real, esta regla no se ha seguido por todos los miembros de la familia. Por ejemplo, los hijos de Lady Di y Kate Midletton nacieron en el hospital St. Marys.

  • Equipo de ayuda

Meghan tendrá dos obstetras, tres parteras, tres anestesiólogos, cuatro especialistas en cirugía, cuatro pediatras y más, acompañarán a la duquesa casi en todo momento.

Además durante los últimos 3 meses de embarazo deberán turnarse para estar día y noche con ella y no podrán beber alcohol.

Primeros regalos

La pareja se encuentra en Australia y luego de revelarse la noticia recibieron varios regalos para el bebé.

Entre ellos un kanguro de peluche y un par de botas Ugg diminutas, un modelo australiano de piel de cabra, de manos del gobernador general que representa en Australia a la reina Isabel II.

La pareja visitó el zoológico para observar a los koalas y tomó un barco para atravesar la bahía de Sídney, en la primera etapa de su gira por el Pacífico.

"Realmente no podíamos haber soñado con un mejor lugar para anunciar el bebé venidero niña o niño", declaró el príncipe.

La exactriz estadounidense lucía un vestido blanco ceñido de la diseñadora australiana Karen Gee pero apenas se le notaba el embarazo.

Loading...
Revisa el siguiente artículo