Danny Rivera en abrazo musical con su pueblo

Cantó en la Fundación Nacional para la Cultura Popular

Por Inter News Services
INS
Danny Rivera en abrazo musical con su pueblo

El astro de la canción Danny Rivera ofreció esta noche un abrazo musical al pueblo desde el balcón de la sede de la Fundación Nacional para la Cultura Popular, en el Viejo San Juan, con un repertorio cargado de emotividad patria y de la esencia puertorriqueña.

Cientos de personas se congregaron en las calles de La Fortaleza y Cristo para escuchar emocionadas el repertorio ofrecido por el aclamado vocalista, acompañado de un puñado de músicos bajos la dirección del pianista Ricky Martínez.

El público, emocionado, escuchó y, en ocasiones, coreó temas como “Seis chorreao”, “Mañanita campera”, “El cardenalito”, “Jardinero de cariño” y “El coquí”, muy propias de estas festividades de fin año.

Igualmente interpretó un popurrí de plenas con su grupo de músicos, integrados, además del maestro Martínez en el piano, por Carlos Pachito Vega, en el cuatro; Lolo Figuroa, drums y cajón; Wiso Vélez, bajo; Héctor Piru Bonilla, congas, y Judymar Colón, güiro.

A la vez, el poeta Eric Landrón intervino con varios de sus poemas de encendido corte de denuncia social.

Con el Palacio de Santa Catalina al fondo de la calle de La Fortaleza con sus luces decembrinas, en contraste con la situación general del paìs a causa del huracán María, el público se regodeó con la voz de Danny Rivera interpretando el emotivo “Villancico yaucano”, de Amaury Veray, además de “Alegría”, “Ponle por nombre Jesús”, “Adeste fideles” y “Paz en la Tierra”.

En un encuentro como este, donde se produjo una intensa comunión del artistas con su público, hay canciones que nunca pueden faltar, y fue lo que ocurrió cuando Danny Rivera se marchó del balcón del segundo piso de la Fundación Nacional para la Cultura Popular.

No bien desapareció, el auditorio que abarrotaba la esquina de La Fortaleza y Cristo comenzó a clamar por otra y, ante la aparente tardanza del cantante, a vocalizar “Yo quiero un pueblo”.

Danny Rivera, que en ese momento tomaba un vaso de agua para calmar su sed y la emoción que lo dominaba, avanzó de inmediato hacia el balcón y desde allí pidió a sus músicos seguirlo con “Yo quiero un pueblo”, que sirvió de cierre magistral.

“Esto es lo que necesitamos todos; esto se archiva en la memoria y si les sirve a todos para algo bien, a mí me ha servido”, expresó Danny Rivera a la agencia Inter News Service (INS) todavía cargado de emotividad.

El cantante manifestó a preguntas de la agencia INS que se sorprendió que tanta gente se arrimara para verle y escucharte cantar desde el balcón de la Fundación Nacional para la Cultura Popular, que dirige el periodista Javier Santiago.

“No pensé en qué iba a pasar, después de todo lo que sucedió”, dijo en referencia a la situación en que se encuentra Puerto Rico, aunque admitió que “sí me sorprendió, no pensé que iba a venir tanta gente”.

El cantante se mostró “gozoso por eso, porque es una muestra de nuestra resistencia de no perder nuestra felicidad de ser, que es lo más importante y la verdadera identidad”.

Como mensaje al pueblo, pidió que “que sigamos resistiendo y que nos atrevamos a mirarnos en el espejo de nuestra realidad y que aprendamos de nuestros propios errores”.

Loading...
Revisa el siguiente artículo