Italia derrota a España en penales y pasa a la final del Campeonato Europeo

Los Azzurri se enfrentarán a Inglaterra o Dinamarca en el mismo escenario el domingo

Por The Associated Press

Jorginho encaró la situación como siempre, con pura frialdad.

Frente a una multitud de hinchas italianos que se mordían las uñas detrás del arco en el estadio Wembley, el volante nacido en Brasil dio su acostumbrado saltito justo antes del disparo, empujando el balón al ángulo inferior.

Nada de presión en una definición por penales en la semifinal del un Campeonato Europeo.

Los Azzurri derrotaron el martes 4-2 a España en una tanda desde los 12 pasos para acceder a la final, donde se las verán contra Inglaterra o Dinamarca en el mismo escenario el domingo.

Italia se adelantó a los 60 minutos con una estupenda definición de Federico Chiesa. El extremo clavó el balón con un efecto combeado al segundo plano, en medio de los zagueros españoles Aymeric Laporte y Eric García.

Álvaro Morata, tras ingresar como suplente, niveló a los 80 tras una bonita combinaciones de pases con su compañero de ataque Dani Olmo. Su remate rasante batió al arquero italiano Gianluigi Donnarumma.

Morata falló el último remate de España en la tanda de penales, dejándole la mesa servida a Jorginho para sentenciar.

En la cresta de la ola de un récord de la selección con 33 partidos invicto, Italia disputará su cuarta final europea y saldrá a conquistar el título por segunda ocasión tras consagrarse en 1968.

También es la redención de un selección que no pudo clasificarse a la Copa del Mundo de 2018.

Desde el primer día de la Euro 2020, los italianos han tenido la aureola de equipo con ambición de campeones y seguirán hasta el último día en Wembley.

Irán al estadio nacional de Inglaterra, donde han disputado dos partidos de sufrido trámite.

Contra Austria en los octavos de final, los italianos también se fueron a una prórroga y tuvieron que jugar otros 120 minutos frente a la Roja ibérica.

Te recomendamos:

Una formación sin delantero fijo de España desconcertó a los Azzurri en los primeros compases.

Los experimentados centrales italianos Giorgio Chiellini y Leonardo Bonucci titubearon por varios pasajes, confundidos sobre si debían retroceder o no perderle la pista a Dani Olmo — inesperadamente como referente del ataque español — en la medular.

Sufrieron más cuando Morata ingresó tras al gol de Chiesa. El delantero generó zozobra constante a una zaga italiana que hacía agua.

Vilipendiado todo el torneo por malograr ocasiones frente al arco contrario, Morata derrochó temple al definir de zurda tras tirar la pared con Olmo.

Morata sujetó la cámara situado detrás del arco y gritó frente a la misma.

Pero no no pudo encontrar un sitio para esconderse tras convertirse en el segundo español que falló en la tanda de penales, después de Olmo.

Italia emprendió la definición con el disparo de Manuel Locatelli siendo atajado por Unai Simón, pero Andrea Bellotti, Bonucci y Federico Bernadeschi acabaron facturando sus disparos antes de Jorginho.

España, tres veces campeón de Europa, cayó por primera vez en las semifinales del torneo continental.

Loading...
Revisa el siguiente artículo