Opinión: El dolor de perderlos...

Lea la opinión de Lily García

Por Lily García

Hoy le hablo a las tantas personas que sufren el dolor de tener un ser querido que padece de alguna enfermedad mental. Si difícil es que alguien cercano sea diagnosticado con una enfermedad física, peor aún es la sensación de verlos irse poco a poco, presos de una mente que no funciona correctamente.

No conozco a una sola familia que no tenga en su seno, por lo menos, un caso de adicción (a lo que sea), de trastorno bipolar o de ansiedad, de depresión o de compulsividad obsesiva.  Cualquiera de estas afecciones puede llevar a una persona a rechazarnos, insultarnos, robarnos y hasta sacarnos de sus vidas. Es duro.  Es como si ese ser que amamos apareciera y desapareciera por momentos.

Para mí fue de mucha ayuda hace años el asistir a grupos de apoyo como el de Al Anon para familiares y parejas de alcohólicos. Con ellos aprendí a separar mental y emocionalmente al enfermo de su enfermedad, y eso me permitió no resentir comportamientos que, de otra forma, me hubiesen dejado huellas de por vida. Esa percepción de la enfermedad mental me ha permitido también ayudar a personas con otras condiciones emocionales, manteniéndome libre de juicios.

Una amiga que ha pasado momentos sumamente difíciles con un hijo que padece de varias enfermedades mentales, me narraba toda la gama de emociones por las cuales ella ha transitado: dolor, coraje, culpa, ansiedad. Aunque hoy el muchacho está estable, el proceso ha sido difícil, porque, como muchos de ustedes ya saben, el que necesita ayuda, generalmente es el último en aceptarlo.

Ella, como yo en un momento, buscó ayuda para poder lidiar con sus emociones, especialmente la necesidad de tomar decisiones difíciles que hay que tomar, aunque te partan el alma.

Y por último, está la fe, esa que nos da la fuerza para soltar y dejar ir, entendiendo que hacemos lo que podemos, pero que nadie puede ser responsable por el estado emocional de otro si ese otro no quiere ayuda. Viviendo un día a la vez… es la única forma en que podemos sobrevivir algo así.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo