Opinión

Opinión de Denis Márquez: No a la Impunidad

Lee aquí la columna del representante del Partido Independentista Puertorriqueño.

Durante los pasados meses, ha surgido la discusión pública de varios crímenes ambientales cometidos a lo largo y ancho de nuestra Isla. Crímenes, en muchas ocasiones, realizados con la anuencia de las agencias públicas encargadas de proteger nuestros recursos naturales. Ejemplo de ello son las construcciones ilegales en la Reserva Estatal Bahía de Jobos en Salinas.

Ninguna de las obras realizadas en las áreas señaladas en la Bahía Jobos cuenta con permisos de construcción y su mera presencia representa un crimen ambiental que tiene que ser revertido cuanto antes. Resulta fundamental que las entidades gubernamentales con competencia legal para ello descarguen sus obligaciones en ley y, ante la flagrante ilegalidad de estas construcciones, se pongan a trabajar y cumplan con su deber ministerial.

A pesar de lo anterior, y del evidente crimen ambiental cometido en la Reserva Bahía de Jobos en Salinas, la Junta de Planificación se desvinculó de las construcciones ilegales, alegando no tener jurisdicción. Esto, a pesar de que la ley le confiere a la Junta de Planificación, así como a cualquier entidad gubernamental concernida, municipio autónomo o cualquier otra dependencia o instrumentalidad del gobierno, autoridad para presentar un recurso extraordinario para solicitar la demolición de obras construidas ilegalmente en representación del interés público.

Renunciar a la responsabilidad y al deber de llevar a cabo la acción de eliminar las construcciones ilegales en la zona de Bahía de Jobos en Salinas es traicionar su política pública, es traicionar el país y renegar asumir una responsabilidad que a todas luces les corresponde.

Para que las agencias pertinentes cumplan con sus políticas públicas radiqué la RCC 331 que busca ordenar al gobierno a presentar una acción judicial a los fines de lograr la demolición de obras construidas sin permisos en la Reserva Nacional de Bahía de Jobos en Salinas.

Por otro lado, fue fundamental detener en la Cámara la intención de darle inmunidad a los invasores de Bahía de Jobos, convirtiendo de esta forma la inmunidad en sinónimo de impunidad. La Cámara tiene que continuar investigando, pero consientes de que existen otras investigaciones y procedimientos legales. El norte de todos estos procesos es cumplir con lo que reclama el país que se haga justicia y respondan todos los responsables.

Tags

Lo Último

Te recomendamos