Mundo

Nuevo recorte a producción de crudo podría impulsar precios

FRÁNCFORT (AP) — Destacados países petroleros encabezados por Arabia Saudí informaron que recortarán la producción de crudo... una vez más. En esta ocasión la decisión fue sorpresiva, y ha agudizado las preocupaciones sobre el rumbo que pudiese estar tomando la economía global.

Rusia está haciendo lo propio al extender sus propios recortes para el resto del año. El hecho de que haya menos petróleo fluyendo hacia las refinerías podría significar mayores precios de la gasolina para los conductores y azuzar la inflación que está afectando a Estados Unidos y a Europa. Y eso también podría ayudar a Moscú a capear las sanciones occidentales por su invasión de Ucrania, a expensas de Washington.

La decisión de los productores de petróleo —muchos de ellos de la OPEP— de recortar la producción en más de 1 millón de barriles diarios se anunció después de que los precios del crudo de referencia internacional se desplomaron en medio de una desaceleración de la economía global. Una economía menos activa requiere menos combustible para los viajes y la industria.

El nuevo recorte se suma a otro por 2 millones de barriles diarios que fue anunciado en octubre. Los dos recortes representan aproximadamente 3% del suministro de petróleo del mundo.

A continuación presentamos puntos cruciales a tener en cuenta sobre los recortes:

___

¿POR QUÉ LOS PRODUCTORES DE PETRÓLEO ESTÁN HACIENDO RECORTES?

Arabia Saudí, el miembro dominante de la OPEP, indicó el domingo que la medida es “preventiva” para evitar que los precios del petróleo desciendan aún más.

El ministro saudí de Energía, Abdulaziz bin Salman, sistemáticamente ha adoptado un enfoque previsor ante la demanda futura, y está a favor de actuar en forma proactiva para ajustar el suministro en anticipación a posibles disminuciones en el consumo de crudo.

La validez de esa posición pareció haber sido confirmada luego de que los precios del petróleo descendieron de niveles superiores a 120 dólares por barril a mediados de 2022 a 73 dólares el mes pasado. Los precios subieron tras el anuncio del domingo: el Brent de referencia internacional se cotizaba en aproximadamente 85 dólares el lunes, un aumento de 6%.

En medio de temores de que se produzca una recesión en Estados Unidos exacerbada por la bancarrota de dos bancos, la falta de crecimiento económico en Europa y el hecho de que el repunte de China tras el COVID-19 esté llevándose más tiempo de lo que muchos esperaban, los productores de crudo temen que vaya a haber una caída repentina en los precios similar a la de la pandemia y a la de la crisis financiera global de 2008-2009.

Mohamed Alí Yasin, analista de mercados de capital, dijo que la mayoría de la gente había estado aguardando a la reunión del 4 de junio de la alianza OPEP+, formada por miembros del cártel petrolero y productores aliados, sobre todo Rusia. La decisión deja ver la urgencia que sienten los productores.

“Fue una sorpresa para todos, creo, los observadores y los que siguen al mercado”, declaró. “La rapidez de la medida, el momento de la medida y la magnitud de la medida, todo ello fue significativo”.

El objetivo ahora es evitar “un descenso continuo del precio del petróleo” a niveles por debajo de 70 dólares por barril, que sería algo “muy negativo” para las economías productoras, señaló Yasin.

Parte del recorte de 2 millones de barriles diarios aplicado en octubre se quedó sólo en el papel, ya que algunos países de la OPEP+ no pueden producir la parte que les toca. El nuevo recorte de 1,15 millones de barriles diarios es distribuido entre países que están alcanzando sus cuotas de producción, por lo que equivale a aproximadamente el mismo tamaño del recorte de octubre.

Los gobiernos anunciaron la decisión fuera del marco usual de la OPEP+. Los saudíes llevan la voz cantante con un recorte de 500.000 barriles diarios, y los Emiratos Árabes Unidos, Kuwait, Irak, Omán, Argelia y Kazajistán contribuyen con recortes de menor tamaño.

____

¿EL RECORTE A LA PRODUCCIÓN AGRAVARÁ LA INFLACIÓN?

Indudablemente podría. Los analistas dicen que la oferta y la demanda están relativamente bien equilibradas, lo que significa que los recortes a la producción podrían hacer subir los precios en los próximos meses.

Las refinerías que convierten el crudo en gasolina, diésel y combustible para aviones están alistándose para aumentar la producción en el verano boreal con el fin de atender el incremento en la demanda de viajes.

En Estados Unidos, los precios de la gasolina dependen en gran medida de los del crudo, que representan aproximadamente la mitad del precio por galón. El descenso en los precios del petróleo ha provocado una caída en los precios para los conductores estadounidenses, de récords por encima de 5 dólares el galón (1,3 dólares por litro) a mediados de 2022 a 3,50 dólares el galón (0,92 dólares por litro) esta semana, según la Asociación Automovilística Estadounidense (AAA, por sus siglas en inglés).

Los recortes, si se implementan completamente, “harían aún más ajustado un mercado del petróleo que ya está en esencia ajustado”, estimó Jorge Leon, vicepresidente sénior en Rystad Energy, en una nota de investigación. El recorte podría impulsar los precios en aproximadamente 10 dólares el barril y empujar al Brent a aproximadamente 110 dólares el barril para mediados de año.

Esos precios más elevados podrían azuzar la inflación global en un ciclo que obligue a los bancos centrales a seguir subiendo las tasas de interés, las cuales obstaculizan el crecimiento económico, señaló.

Dados los temores en torno a la economía en general, “el mercado podría interpretar los recortes como un voto de desconfianza en la recuperación de la demanda de petróleo e incluso podría incluir un riesgo de descenso en los precios, aunque sólo sería a muy corto plazo”, declaró Leon.

___

¿QUÉ SIGNIFICARÁ ESTO PARA RUSIA?

Moscú dice que extenderá un recorte de 500.000 barriles diarios durante lo que resta del año. Necesita los ingresos del petróleo para sustentar su economía y el presupuesto del Estado, los cuales han sido afectados por las sanciones impuestas por Estados Unidos, la Unión Europea y otros aliados de Ucrania.

Sin embargo, los analistas creen que el recorte de Rusia podría ser simplemente una medida para plantar la mejor cara posible a una reducción en la demanda de su petróleo. Occidente dejó de adquirir el crudo ruso incluso antes de que se impusieran las sanciones, ante lo cual Moscú logró recanalizar gran parte de la producción a la India, China y Turquía.

Pero el Grupo de los Siete impuso un tope de precios de 60 dólares por barril a los embarques rusos, aplicado por medio de prohibiciones a compañías occidentales que tienen un predominio en el transporte marítimo y en los seguros. Rusia está vendiendo petróleo con descuento, y los ingresos están disminuyendo en esta época del año.

___

¿QUÉ DICE LA CASA BLANCA?

El presidente Joe Biden se refirió al recorte de la OPEP+ el lunes antes de viajar de Minnesota de vuelta a la Casa Blanca, y afirmó que “no va a ser tan duro como ustedes piensan”.

Horas antes, el portavoz del Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, John Kirby, expresó la oposición de Estados Unidos a la medida. “No creemos que los recortes a la producción sean recomendables en este momento dada la incertidumbre del mercado, y dejamos claro eso”, afirmó.

Pero insistió en que el mercado petrolero está en un sitio distinto en comparación con el año pasado, cuando los precios subieron tras la invasión rusa a Ucrania.

“Estamos enfocados en los precios, no estamos enfocados en los barriles”, les dijo a los reporteros el lunes, y señaló que Estados Unidos recibió un aviso antes de que se efectuara el anuncio.

La respuesta de la Casa Blanca fue más moderada que en octubre, cuando los recortes llegaron la víspera de las elecciones estadounidenses de medio periodo, en las que los altos precios de la gasolina eran un tema muy destacado. En ese momento Biden advirtió que habría “consecuencias”, y legisladores demócratas pidieron congelar la cooperación con los saudíes.

Caroline Bain, economista en jefe para materias primas en Capital Economics, dijo que el recorte muestra “el respaldo del grupo a Rusia y es una bofetada en la cara a los intentos del gobierno de Biden de hacer descender los precios del petróleo”.

___

Los periodistas de la AP Bassam Hatoum en Dubái, Emiratos Árabes Unidos; Colleen Long en Minneapolis, y Zeke Miller y Seung Min Kim en Washington contribuyeron a este despacho.

Tags

Lo Último

Te recomendamos