Locales

Presentan medida para extender vigencia licencia de conducir a soldados puertorriqueños

Movilizados fuera de Estados Unidos.

Soldados reservistas regresan a Puerto Rico

Buscando mejorar las condiciones de vida de los soldados puertorriqueños en las fuerzas armadas de los Estados Unidos, los representantes José Enrique “Quiquito” Meléndez y José Aponte radicaron una medida que extiende la vigencia de la licencia de conducir para aquellos que se encontrasen activados y movilizados a prestar servicio fuera de la nación.

El Proyecto de la Cámara 1598 también establece un término de 120 días una vez los soldados culminan su periodo de activación y movilización y regresen a Puerto Rico, para realizar los trámites de rigor para renovar sus licencias de conducir.

“Cuando (los soldados) son llamados a servir, se ven en la obligación de alterar sus compromisos, afectando adversamente a sus familias y carreras profesionales, entre otras situaciones que requieren su atención diaria o periódica. Esto ocurre cuando son movilizados y activados para atender contingencias extraordinarias, tales como: manejo de desastres; de emergencias de seguridad nacional doméstica o internacional; misiones de mantenimiento de paz y estabilización; misiones humanitarias o bien como parte de un esfuerzo de guerra sostenido en uno o más teatros de operaciones, entre otros”, dijeron los legisladores en la Exposición de Motivos de la medida.

La pieza legislativa, radicada el pasado 17 de enero, ordena al Secretario del Departamento de Transportación y Obras Públicas a establecer los mecanismos que sean necesarios para que en estos casos, la licencia pueda ser renovada, ya sea en el CESCO o en el sistema en línea creado para esos propósitos. Esto último, puesto que en línea sólo pueden ser renovadas aquellas licencias que no hayan expirado.

“No cabe duda de que estos hombres y mujeres merecen ser privilegiados y protegidos para no verse afectados en sus circunstancias personales y particulares. Mientras se encuentre atendiendo cualquiera de las contingencias antes mencionadas, el militar activo no debe estar sujeto a las penalidades o responsabilidades que, de ordinario, se les aplican a quienes se ven obligados a renovar una licencia de conducir, por encontrarse esta próxima a vencerse”, añadieron los Representantes del Partido Nuevo Progresista.

Miles de hombres y mujeres puertorriqueñas han servido en las Fuerzas Armadas de los Estados Unidos de América, incluyendo el Ejército, Marina, Fuerza Aérea, Cuerpo de Infantería de Marina y Guardia Costanera, así como en uno de sus componentes de Reserva o en la Guardia Nacional de Puerto Rico, tanto terrestre como aérea.

Tags

Lo Último

Te recomendamos