Locales

Legislatura no podrá regular la forma en que se compensa a los proveedores de Medicare Advantage

Tribunal Federal de Apelaciones en Boston falla a favor de la Asociación de Productos Medicaid y Medicare Advantage

El Tribunal Federal de Apelaciones para el Primer Circuito en Boston falló a favor de la Asociación de Productos Medicaid y Medicare Advantage (MMAPA, siglas en inglés) al confirmar una decisión del Tribunal de Distrito federal en San Juan que resolvió que la Asamblea Legislativa de Puerto Rico no puede legislar para regular las redes o la forma en que se compensa a los proveedores de Medicare Advantage.

La decisión del Primer Circuito, emitida el 18 de enero, se basó en que el asunto es “campo ocupado” por la ley federal Medicare Prescription Drug, Improvement and Modernization Act de 2003, conocida como Medicare Advantage Act. MMAPA había impugnado la Ley 90 de 2019 “para defender la integridad y la consistencia administrativa del programa federal” elegido por alrededor de 640,000 beneficiarios en Puerto Rico para recibir sus beneficios de Medicare.

En su decisión, el foro judicial federal reconoció la necesidad de atajar el éxodo de profesionales de la salud en la isla.

“No minimizamos la seriedad del reto que encara Puerto Rico ante el éxodo de profesionales médicos. Ni pasamos por alto las dificultades presentes en Puerto Rico ante esta crisis. Sin embargo, en cuanto a la pregunta específica sobre si la Provisión para el Mandato de Precio (a pagarle a los médicos) es campo ocupado por la ley federal, la contestación es clara”, indicó.

A nivel nacional, el gobierno federal reglamenta y monitorea la operación de Medicare Advantage cuya plataforma promueve la competencia y la flexibilidad en los modelos de compensación para incrementar la calidad, el acceso y la cobertura de beneficios excluidos en Medicare Tradicional. El 94% de los beneficiarios elegibles en Puerto Rico escogen Medicare Advantage para recibir sus beneficios.

Por su parte, MMAPA recibió la noticia del fin del litigio iniciado en 2019 “como una gran oportunidad para redoblar la colaboración entre los distintos componentes de la industria de salud en Puerto Rico para atender la desigualdad en fondos federales para los programas de Medicaid y Medicare Advantage”.

Según un parte de prensa de MMAPA, “las tarifas que paga el gobierno federal para Medicare Advantage en Puerto Rico continúan siendo 41% por debajo del promedio nacional y 23% menor a las que aplican en el vecino territorio de Islas Vírgenes”.

“Al lograr el trato equitativo, se tiene como fin mejorar los servicios a los beneficiarios de estos programas y las condiciones de trabajo y la compensación de los proveedores de salud”, asegura.

Como ejemplo de lo efectiva que puede ser esa colaboración, la organización recordó los logros alcanzados recientemente en Washington al lograr el aumento en fondos para Medicaid por cinco años que incluye una disposición para aumentar las tarifas a los proveedores de la salud. Ello, tras un arduo cabildeo a cargo de diversas organizaciones de la industria de la salud que incluyeron además de MMAPA, a los hospitales, la Asociación Médica, la Asociación de Hospitales, los administradores de facilidades de salud, representantes de las farmacias de la comunidad, la Cámara de Comercio, e importantes organizaciones profesionales de Estados Unidos al igual que representantes de varias agencias del gobierno, la Oficina del Gobernador y la comisionada residente.

De igual forma, MMAPA resaltó los esfuerzos que se realizan actualmente como parte de un grupo multidisciplinario liderado por la Oficina del Comisionado de Seguros y con la participación de una representación amplia de la industria para reformar los procesos de credencialización de proveedores. Este ha sido un asunto identificado por varios sectores como crítico y que debe ser atendido con prontitud para facilitar la contratación de proveedores de salud recién graduados que solicitan servir en las redes de servicio de los diversos planes.

“En MMAPA reconocemos la importancia de atender las condiciones de trabajo y la compensación de nuestros proveedores, lo cual está atado al trato desigual en los programas Medicaid y Medicare Advantage. Luego de los pasos recientes en Medicaid, estamos convencidos de que podemos continuar logrando mucho cuando trabajamos de la mano y en colaboración, pues todos queremos lo mismo: un sistema de salud financieramente saludable y capaz de garantizar acceso a servicios de salud de la más alta calidad. Estar 23% por debajo de los pagos de Medicare Advantage en las Islas Vírgenes es demasiado. Además, inclusive luego de los fondos de Medicaid aprobados, el total de inversión en salud en Puerto Rico sigue estando en alrededor de una tercera parte del promedio de Estados Unidos ($5,000 per cápita vs $14,000). Invitamos a todos los componentes a aprovechar este momento histórico para continuar enfocados en trabajar juntos y unidos. Nuestros beneficiarios no merecen menos de nosotros”, dijo Roberto Pando, presidente de MMAPA.

Tags

Lo Último

Te recomendamos