Locales

Fundamental atender la salud mental de Puerto Rico

La directora del Programa PAIR adscrito a la Defensoría de Personas con Impedimentos hizo un llamado a atender la situación

Loida Oliveras y William Pellot
Loida Oliveras, directora ejecutiva del Programa de Proteccion y Defensa de las personas con impedimentos y William Pellot, titular interino de la Defensoría de las Personas con Impedimentos, participaron del evento (Suministrada)

PUBLICIDAD

Es evidente que la retahíla de sucesos que ha sufrido Puerto Rico en los pasados seis años ha exacerbado la salud mental, no solo de pacientes diagnosticados con trastornos mentales sino de la población en general haciendo imprescindible la atención a la salud emocional del país, indicó a Metro Loida Oliveras, directora ejecutiva del Programa de Protección y Defensa de las Personas con Impedimentos (PAIR, en inglés) durante un evento realizado hoy por la Defensoría de Personas con Impedimentos (DPI) para crear conciencia sobre la importancia de atender con premura esta situación.

Y es que a todas luces los servicios brindados a la población que padece de problemas de salud mental o a quienes necesitan consejería para su salud emocional por diferentes situaciones personales han sido desatendidos por el estado en momentos en que es imprescindible enfrentar este problema social.

PUBLICIDAD

Aunque Oliveras aseguró que prefiere no utilizar la expresión “desatendida”, la funcionaria sí admitió que falta muchísimo por hacer en cuanto a los estigmas existentes contra la salud mental.

“Más que desatendido, prefiero decir que falta mucho por hacer en dos vertientes principales. La primera que el individuo que padece de salud mental sepa que no está solo, que no es su culpa y que tiene la oportunidad de integrarse a la sociedad”, explicó la funcionaria.

“Pero también se debe atender desde la perspectiva de que el patrono, los proveedores de servicios y la comunidad se eduquen y traten a estas personas en igualdad de condiciones. Que no evalúen si tienen o no impedimentos, sino que evalúen cuáles son las calificaciones y destrezas con las cuales esas personas pueden aportar a nuestra sociedad”, añadió.

Oliveras destacó además que los problemas con la salud mental no son exclusivos de pacientes diagnosticados, sino que es responsabilidad de todos velar por su estabilidad emocional y salud mental.

“Aún falta mucho por hacer y recursos adicionales por conseguir para poder atender la salud mental de nuestro país. Que no es únicamente un diagnóstico de alguna condición, sino que todos y cada uno de nosotros tenemos que mantener una salud mental estable para nuestro bienestar. La salud mental es algo que trabajamos desde cada uno de nosotros, pero igual hay que trabajar con el colectivo”, señaló Oliveras.

PUBLICIDAD

La funcionaria mencionó también que datos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) evidencian que las condiciones mentales son una de las causas de mayor discapacidad a nivel global.

En el evento, titulado “Digamos no al estigma contra la salud mental” y organizado por la DPI en la Sala Multiusos del edificio de la Sala Sinfónica del Centro de Bellas Artes de Santurce a propósito de la celebración del mes de la salud mental en Puerto Rico, se ofrecieron charlas y orientación, así como talleres educativos y mesas informativas sobre los distintos temas que inciden en la salud mental.

El evento contó con el apoyo y asesoramiento de la Administración de Salud Mental y Servicios contra la Adicción (ASSMCA), Metro Pavía Health System y Club de Leones de Río Piedras.

“Se trató de una actividad coordinada desde nuestro Programa de Protección y Defensa de las Personas con Condiciones Mentales y su consejo asesor, porque queríamos poner un granito de arena para combatir el estigma que existe con la salud mental”, indicó OIiveras.

PUBLICIDAD

Recomendados:

Tags

Lo Último