Locales

Trabajadores desplazados de la AEE reclaman estar listos para encender el país

Hay más de tres mil empleados dispuestos a trabajar para la recuperación del país luego del huracán Fiona

AEE

Más de tres mil trabajadores desplazados de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) reclamaron que hace falta su trabajo para no perder más vidas en Puerto Rico.

Tras el paso del huracán Fiona que apagó por completo al país todavía cerca de un millón de clientes alrededor de la Isla no tienen servicio eléctrico.

“Hoy queremos dejarle claro a nuestro país que todas y todos los que fuimos desplazados estamos listos y preparados para comenzar a trabajar en la reconstrucción del sistema eléctrico como ya lo hemos hecho por los pasados 80 años”, aseguró el representante de los trabajadores desplazados, Karlexy Rosario.

El también celador de líneas expresó que LUMA Energy no cuenta con la cantidad suficiente de celadores para que en caso de emergencias puedan darles un servicio de calidad al pueblo.

Hace unos días anunciaron la llegada de sobre 300 celadores estadounidenses, sin embargo, Rosario indicó que si no conocen los caminos ni las líneas no podrán ofrecer un servicio eficiente.

“Aquí están los hombres y mujeres que conocen el sistema eléctrico, las carreteras, conocen cómo se llega a las áreas de trabajo. Para llevarle luz a familias en el campo a veces se necesita pasar por ríos y lugares ilógicos”, dijo.

Agregó que los celadores estadounidenses estarían cobrando sobre $6,000 semanales cada uno, mientras que el salario base de los celadores desplazados sería de $23 la hora.

Agregó que los empleados de la AEE contaban con un salario promedio de $47,580,000 al año (sin tiempo extra), mientras que empleados de LUMA $103,696,000 al año (sin tiempo extra).

“Nosotros no estamos hablando de alguna ganancia económica. Aquí lo que estamos diciendo es que para no perder vidas, necesitamos que se reinstalen a los hombres y mujeres desplazados”, aseguró Rosario.

Por su parte el vicepresidente de la UTIER, Walberto Rolón, dijo que no se justifica que el norte de Puerto Rico no esté energizado porque ayer verificaron cómo están las áreas, y “no hay ni postes en el piso, ni alambres, ni hojas en el piso”.

Dijo que aproximadamente a la 1 de la tarde en el área norte la generación estaba en 624 megavatios por lo que no hay razón para que no haya electricidad.

“Nos duele que el país siga apagado porque nosotros sí sabíamos lo que había que hacer y estas personas no saben. Su plan es negocio, no es Puerto Rico ni nuestros derechos. Por eso protestamos y decimos que estamos dispuestos y disponibles a trabajar siempre y cuando nos reconozcan como trabajadores”, expresó el trabajador desplazado y operador de grúas por 30 años Sanjuan Rodríguez.

Tags

Lo Último

Te recomendamos