Metro Negocios

Estamos en octubre. ¿Debo estar preparándome para la matrícula de enero?

Si perteneces a una institución de educación postsecundaria, y quieres lograr tus metas de matrícula para el próximo año; ya es hora de que estes pensando y trabajando la matrícula de enero del 2023.

Lamentablemente muchos todavía no reconocen que cada matrícula es diferente. Las manejan todas de manera similar. Enero es totalmente diferente. Tiene sus condiciones únicas y también sus peculiaridades. Entre estas se destacan, el corto tiempo que tienes para manejarla, el perfil del candidato que quiere estudiar en enero y cómo se comporta el mercado en ese periodo.

Pero el factor que hace que enero sea una matrícula especial es el siguiente: Enero es la única matrícula que te permite identificar a tiempo, las fortalezas, destrezas y la profundidad del equipo de trabajo. El mismo equipo que continuará administrando el proceso de adquisición de candidatos para las próximas matrículas.

Las fortalezas y debilidades de tu equipo se manifiestan claramente en los números de enero. Si evalúas el proceso luego de esta matricula, podrás identificar que acciones correctivas debes tomar para fortalecer a tu equipo de admisiones y gerencia de matrícula temprano en el juego. También podrás identificar con precisión que cambios hacer. Incluyendo si debes mover jugadores o reestructurar el equipo. De no hacerlo, cargaras con el lastre de las deficiencias. Esto de cara a las próximas matriculas, incluyendo la de agosto.

Hay un dicho en la industria de la educación que establece lo siguiente: “Una matrícula floja es siempre acompañada por dos más, igualmente flojas”.

¿Que hace a enero una matrícula difícil? Te diré: Primero es una matrícula que requiere un trabajo intenso. Esto principalmente por el poco tiempo disponible para manejarla. En nuestra isla, a partir del día de acción de gracias, el comportamiento del mercado cambia. Comienza para nosotros el periodo navideño. Como sabes Puerto Rico tiene la bendición de tener las navidades más largas del mundo. Estas comienzan en noviembre y terminan en enero después de la “Sanse”.

A partir del 23 de noviembre, el proceso de matrícula se convierte en uno cuesta arriba. Se requieren estrategias únicas, ya identificadas y un acercamiento táctico de precisión. No se puede perder tiempo ni esfuerzo. No se puede hacer todo. Solo aquello que sabemos que produce resultados rápidos.

También el perfil del estudiante de enero es diferente. Es más adulto y la mayoría tiene experiencia previa en otras instituciones. Responden a otros estímulos y a otros mensajes.

Simultáneamente esta matricula también te exige, crear estrategias para que los estudiantes activos regresen en enero.

Lamentablemente todavía muchos piensan que todas las matrículas son iguales.

Por favor, prepárate, evalúa, asesórate y aprende. La vida de tu institución y recinto dependen de ti.

Tags

Lo Último

Te recomendamos