Estilo de Vida

Mujer pasa tres días en el hospital luego de que su mascota defecara en su boca mientras dormía

Quizás quieras pensarlo dos veces antes de dormir junto a tu mascota todas las noches.

Las mascotas sufren estrés por los cohetes. (Especial)

Vivir con una mascota puede tornarse bastante complicado en ciertas ocasiones, en especial cuando se trata de lidiar con sus necesidades, pero esta mujer definitivamente se ha llevado la peor parte en este ámbito, pues terminó en el hospital, donde tuvo que pasar tres días debido a que su mascota básicamente se hiciera caca” en su boca mientras dormía.

La suerte no parece estar del lado de Amanda Gommo, pues lo que parecía ser una simple tarde de perfecta para tomar una siesta con tu mascota acabó en una de las peores complicaciones médicas que la mujer ha tenido que atravesar y probablemente en uno de los mayores sustos que su familia ha vivido, pues su vida se vio comprometida.

La mujer que estuvo en el hospital durante tres días porque su perro “hizo caca” en su boca

Belle es el nombre de la chihuahua mascota de Amanda de 51 años y además la encargada de generar una infección a su ama. Según cuenta la misma Amanda, se encontraba tomando una siesta cuando su perra tuvo una explosión de diarrea en su cara.

“De repente sentí algo chorrear en mi boca. Corrí al baño y mi hijo estaba en la ducha, ¡así que antes de lavarlo tuve tiempo de tomar una foto rápido! Era repugnante, y estuve vomitando violentamente durante horas; simplemente no podía quitarme el sabor de la boca.” comentó la mujer.

Al llamar a los médicos, estos recetaron analgésicos para el dolor estomacal y le dijeron que tomara mucha agua. Por desgracia, la situación empeoró con los días y el dolor estomacal pasó a extenderse por todo su cuerpo y la mujer fue trasladada de emergencia al hospital, donde se le diagnosticó con infección gastrointestinal.

La infección que casi mata a Amanda Gommo

“Desde el momento en que me enfermé hasta que me pusieron el goteo, no pude comer nada. Los calambres empeoraron cada vez más hasta que pude sentirlos por todo el cuerpo” describió Amanda, quien tuvo que ser estabilizada por estar altamente deshidratada.

El estado de salud de la mujer ya ha mejorado, pero este episodio es uno que no olvidará rápidamente. Algo a resaltar es que su perrita también tuvo que ser llevada al veterinario, donde se le diagnosticó con una infección bacteriana de gravedad y fue puesta en tratamiento.

Tags

Lo Último

Te recomendamos