Entretenimiento

Un nuevo estafador llegó a Netflix: conoce la historia de Gerry Cotten en un nuevo documental

No confíes en nadie: Tras la pista del rey de las criptomonedas es uno de los documentales más buscados en la plataforma de streaming.

Las historias de engaños, mentiras y dinero parece la fórmula perfecta para los documentales de Netflix, que ahora tienen un nuevo éxito en su plataforma de streaming: No confíes en nadie: Tras la pista del rey de las criptomonedas (Trust No One: The Hunt for the Crypto King).

Siguiendo los pasos de El estafador de Tinder, ¿Quién es Anna? y Bad Vegan, este nuevo documental sobre estafas ha sido uno de los más buscados por los usuarios desde su estreno, el pasado 30 de marzo.

El documental del británico Luke Sewell, con producción ejecutiva de Sophie Jones y Morgan Matthews, sigue la historia de Gerry Cotten, el CEO de QuadrigaCX, quien murió de manera inesperada a los 30 años en su luna de miel en la India, pocos días después haber cambiado su testamento, llevándose a la tumba una contraseña que daba acceso a 250 millones de dólares de sus más de 75 mil clientes.

Dudan de su muerte

No obstante, un grupo de inversores de criptomonedas no solo duda de su muerte, sino que están convencidos de que Cotten estaba vivo y disfrutando de sus millones, luego de una estafa que no ha podido ser comprobada por la ausencia de pruebas sólidas a esa hipótesis.

Aunque la Real Policía Montada de Canadá (RCMP) y el FBI han investigado el caso, ni siquiera se consideró necesario exhumar el cadaver, a pesar que Cotten ya había realizado maniobras financieras dudosas en el pasado, como esquemas piramidales.

Cotten, quien fundó QuadrigaCX en Vancouver, tenía una vida llena de lujos, con viajes, autos caros, un yate, helicópteros, y propiedades, y después de casarse con Jennifer Robertson llegó a Jaipur para pasar la luna de miel.

Nueve días después, tras sentir un malestar en el resort Oberoi Rajvilas, fue diagnosticado con una gastroenteritis aguda que horas más tarde desarrollaría una septicemia, causándole la muerte.

La causa oficial de su muerte fue “complicaciones de la enfermedad de Crohn”, no le hicieron autopsia, y su cuerpo fue embalsamado para su regreso a Canadá.

Muchas dudas, pocas pruebas

Y aunque esos eventos se desarrollaron en pocos días, Quadriga no anunció la muerte de Cotten hasta un mes más tarde, tiempo en el que la compañía siguió aceptando fondos, sin pagar dividendos ni devolver inversiones.

Cuando los clientes comenzaron a cuestionar la autenticidad de los documentos, se conocieron los hechos y la existencia de un testamento, que hablaba de muchas propiedades, pero no mencionaba los discos duros (las billeteras frías) con la criptodivisa.

En 89 minutos de duración, No confíes en nadie: Tras la pista del rey de las criptomonedas cuenta a fondo esta historia de teorías conspirativas con la participación, incluso, de periodistas que siguieron el caso en The Globe and Mail.

Tags

Lo Último

Te recomendamos