Puerto Rico: "No hace falta ser soberano para promocionarse"

Por David Cordero @David_cmercado

La relación política de Puerto Rico con Estados Unidos y cuánto poder tiene el Congreso estadounidense sobre el Gobierno de la isla y las decisiones que este último toma respecto a los asuntos locales son temas que han sido discutidos por años en el país. Para muchos, el nombramiento de una Junta de Control Fiscal federal con poderes superiores al Gobierno local supone la respuesta final a la discusión.
Pero, de acuerdo con expertos, la realidad de un Puerto Rico globalizado  es posible aún bajo el estatus político actual que ata a Puerto Rico con EE. UU.

“Hoy día no hace falta ser soberano para promocionarse. Por ejemplo, el caso de Florida, que tiene una oficina en España solamente para promocionar la inversión de España hacia Florida. La ciudadanía es un limitante, por supuesto, pero no le impide promocionar las cosas como son la cultura, la economía, el comercio”, aseguró Andrés Salinero Barbolla, consejero económico y comercial del consulado de España en Puerto Rico.

Salinero fue uno de los invitados especiales a la antesala del Primer Congreso de la Asociación  Puertorriqueña de Relaciones Internacionales, que se llevó a cabo la pasada semana. Allí también participaron como invitados David Prodger, cónsul general del consulado de Reino Unido en Miami, Florida, y Adalberto Bejarán, director de Dominicanos y Dominicanas en el Exterior, capítulo de Puerto Rico (INDEX-PR). Para los tres, las posibilidades de un Puerto Rico exportable son altas. Solo hace falta interés, voluntad política y un cambio de mentalidad.

“Hay un problema de actitud. Puerto Rico necesita desarrollar lo que se llamaría una cultura de exportación, pero una cultura de exportación tiene que ser un cambio de mentalidad, porque, históricamente, Puerto Rico ha sido una sociedad netamente consumista y solamente se mira en una sola dirección. En el caso de la República Dominicana, tiene una mirada de 360 grados, y por eso llegan inversiones de todo el mundo”, puntualizó Bejarán en declaraciones a Metro.

Para el también exvicecónsul de la República Dominicana en Puerto Rico, el limitado papel de la isla hacia el exterior se deterioró a partir de la década de 1990, luego de la firma del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) y la posterior firma del Tratado de Libre Comercio entre Estados Unidos, Centroamérica y la República Dominicana (DR-CAFTA).

“Puerto Rico hasta ese momento era privilegiado para entrar al mercado americano y, lamentablemente, el sector que toma decisiones en este país no hizo nada para comenzar a mirar esa realidad”, explicó Bajarán.

“Luego, Estados Unidos firma el DR AFTA. Las cosas cambiaron aún más, y ese sector que toma las decisiones tampoco hizo nada. Entonces, no prepararon el aparato productivo de este país para que miraran, para que ampliaran su rango de visión de cómo se ve el mundo, de cómo se ve el comercio internacional”, añadió.

Incluyendo los tratados mencionados, Estados Unidos tiene 14 distintos acuerdos de libre comercio, de los cuales Puerto Rico podría beneficiarse en lugar de afectarse. Para ello, Salinero explicó en declaraciones a Metro que es necesario que el Gobierno cuente con especialistas que conozcan esos tratados, que los puedan interpretar, para luego poder asesorar a los empresarios del país sobre cómo se pueden beneficiar y hacia dónde pueden mirar para exportar sus productos, algo que, desde su punto de vista, no existe en Puerto Rico al nivel adecuado.

“Esa función la debería hacer la Compañía de Comercio y Exportación”, indicó, al tiempo que dijo que es imperativo que Puerto Rico comience a tener crecimiento económico para poder llamar la atención de inversionistas a nivel mundial. Por otro lado, enfatizó en la importancia de que se desarrolle una “política de isla” que incluya campañas coordinadas sobre cultura, turismo y economía, dirigidas hacia el exterior  y a cargo de un cuerpo de profesionales que trabajen para el Gobierno, independientemente de quién esté gobernando y a qué partido pertenezca. Es decir, una política que pueda tener continuidad, sin importar los cambios de gobierno.

“Dependiendo de si está (gobernando) el PNP o PPD, desgraciadamente, en función de quién está en el gobierno, importa más o menos que se firmen acuerdos con otros países”, denunció Salinero.

 

De acuerdo a datos presentados por el consejero económico, para que se tenga una idea del fenómeno de la globalización, respecto a los Tratados de Libre Comercio, en 1970 solamente existían 70 acuerdos. Esa cifra aumentó a casi 300 en el año 2010.

Loading...
Revisa el siguiente artículo