Palo Seco estaría lista para funcionar en 21 días

Actualmente, el Cuerpo de Ingenieros del Ejército de Estados Unidos está a punto de encender unos generadores portátiles cerca de las facilidades de Palo Seco, cada uno de 58 megavatios

Por Ronald Ávila Claudio

La central Palo Seco, responsable de estabilizar la energía eléctrica del área norte del país, puede encenderse en 21 días luego de unas reparaciones preliminares, señaló un informe del Colegio de Ingenieros y Agrimensores de Puerto Rico, que pone en entredicho la postura del gobierno de Ricardo Rosselló, quien estimó un tiempo de operación para la planta de cuatro a seis meses.

El documento es producto de una vista ocular impulsada por la Comisión Conjunta de Alianzas Público Privadas, presidida por Larry Seilhamer, y cuyas conclusiones reflejan que las calderas del lugar no están a punto de colapsar, como dijo en los pasados días el director de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE), Ricardo Ramos.

Ramos, tomando de partida una investigación previa de la firma Island Structure, decidió parar la operación de Palo Seco.

"Island Structures cuando habla de colapso inminente no se refiere a las estructuras principales que sostienen las calderas, por lo cual pensar que esas calderas están a punto de colapsar no es lo que refleja el informe y no es tampoco lo que vimos nosotros", destacó Pablo Vázquez Ruíz, presidente del CIAPR.

La opinión pericial –añade el documento– dice que el daño significativo es en la estructura principal es de las bases de las columnas en las unidades tres y cuatro. “Las mismas no representan un riesgo inminente de colapso, pero los problemas en las bases deben ser corregidos a la brevedad posible ya que las placas que acoplan los elementos arriostres están deterioradas sustancialmente”, sostuvo Vázquez Ruíz.

Por otra parte, el informe sí concluyó que los equipos auxiliares, que sostienen a las personas, representan "retos" de seguridad. Y aunque Vázquez Ruíz reiteró que no recomiendan poner la vida de los empleados en peligro, afirmó que "hay mecanismos alternos para poder garantizar el acceso, no necesariamente se tiene que poner en peligro a las personas accediendo a los lugares. El informe de Island [Structures] propone cerrar algunas áreas, restringir el acceso a ellas y eso no significa que no se puede operar la planta".

El trabajo de reparación a largo plazo, añadió el ingeniero, se puede realizar con las unidades encendidas. Por tal razón, sentenció, no cuestiona el contrato que estableció el gobierno de Puerto Rico con la compañía General Electric para reparar Palo Seco por un monto de $4.7 millones.

Empero, en la misma conferencia de prensa para presentar la opinión de los ingenieros, el presidente del CIAPR confirmó que en Puerto Rico hay el material y personal para realizar las reparaciones inmediatas de Palo Seco.

Vázquez Ruíz aclaró que el documento emitido por la entidad que representa solo se tomó en cuenta las condiciones estructurales de la planta, no así las operacionales.

Actualmente, el Cuerpo de Ingenieros del Ejército de Estados Unidos está a punto de encender unos generadores portátiles cerca de las facilidades de Palo Seco, cada uno de 58 megavatios.

Una caldera de Palo Seco genera alrededor de 85 megavatios.

De acuerdo con los integrantes del Colegio de Ingenieros, si se hacen las reparaciones de emergencia, esos generadores no serían realmente necesarios.

Reacciona la UTIER 

Por su parte, el presidente de la Unión de Trabajadores de la Industria Eléctrica y Riego (UTIER), Ángel Figueroa Jaramillo, comentó que el informe del CIAPR evidencia que su sindicato "tenía razón" cuando hace tres semanas estableció que Palo Seco podía operar en un plazo más corto.

"Ya el día de hoy esa planta estaría dando servicio en línea a Puerto Rico. ¿Por qué se otorgó un contrato de emergencia cuando el personal de la AEE podía hacer el trabajo? Una vez más demuestra que en las crisis los contratos prevalecen", ripostó

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo