Boricuas reducen consumo ante la crisis

El renglón que más reducción tuvo fue el de consumo de ropa con un -40 %

Por Metro.PR

El consumidor boricua ha reudcido su consumo para enfrentar la ciris, según lo dio a concoer hoy la Cámara de Mercadeo, Industria y Distribución de Alimentos (MIDA), como parte del inicio de su convención anual.

Según los datos, que fueron recogido en el estudio Radiografía del Consumidor 2016, muestran Los consumidores han optado también por reducir sus gastos de manera significativa.  Para ello, han hecho recortes en varios renglones.  En ropa y accesorios han reducido un 40 %, en vacaciones 36%, en cable de televisión un 31 % y en entretenimiento un 29 %. 

De igual modo, han Un 54% ha reducido la frecuencia con la que sale a comer fuera del hogar.  El 47 % está cocinando en casa.  Mientras, el 24% ha dejado de ir a restaurantes formales o casuales y el 19% dejó de ir a restaurantes de comida rápida.  

Asimismo, el estudio arrojó que los compradores han optado por shoppers, cupones, mayor planificación y un análisis cada vez más ponderado, son parte de las herramientas y hábitos que el consumidor puertorriqueño está empleando ante la situación económica para maximizar su presupuesto al momento de realizar la compra

“Encontramos este año a un consumidor que aprendió a vivir con la situación económica y se está equipando para sobrevivir.  Es un consumidor que hace malabares con su presupuesto y se arma de todas las oportunidades que ha generado la competencia entre detallistas”, adelantó Mario Rodríguez Martínez, presidente del comité Radiografía del Consumidor. 

Los datos muestran que el 31 % de los consumidores está comprando menos cantidades y un 26% está seleccionando productos en especial.  Mientras, el 21 % compra marcas más económicas y el 18 % deja de comprar ciertos tipos de productos.  Además, está planificando con mayor detenimiento lo que compra y lo que necesita.  Un 65 % de los encuestados afirmó que planifica más su proceso de compra.  Esto contrasta con el 43 % que reportaron los encuestados en 2007. 

A pesar de los ajustes dramáticos que está haciendo el agente comprador, las conclusiones del estudio revelan oportunidades para aumentar el “ticket” de compra. Por ejemplo, en los segmentos de productos que tradicionalmente no se compran en el supermercado.  Para ello, se recomienda a los detallistas evaluar el inventario de productos, precio, posicionamiento y las estrategias promocionales. Además, expandir la cartera de comidas internacionales, maximizar ofertas de alimentos fáciles de preparar y promover más los productos locales son algunas de las sugerencias de los presentadores del estudio.

Los hallazgos arrojaron además, una reducción significativa del gasto mensual en compra de alimentos, de $425 a $406.  Este es el gasto más bajo registrado en los últimos diez años.  A este se suma un aumento en la frecuencia de visitas a las tiendas de 1.68 veces en promedio por agente comprador.  En 2015 se reportó un promedio de 2.97 versus un 4.65 visitas este año.  El segmento de edad que muestra más marcadamente este hábito es de personas de 45 años en adelante. 

Entre los cambios y tendencias más notables reveladas este año, sobresale un aumento sustancial en la cantidad de personas que llevan comidas preparadas del hogar a su trabajo, mientras que cada vez el consumidor adquiere mayor conciencia sobre la alimentación saludable.  Un 45 % de los encuestados afirmó llevarse comida de su hogar al trabajo, versus un 6 % que indicó hacerlo en 2007.  Esto refleja un aumento de 39% en los últimos nueve años.

Por otro lado, el agente comprador está dando mayor importancia al consumo de productos más saludables, mostrando inquietudes por el contenido nutricional y adoptando una mejor alimentación.   A un 59% de los encuestados le gustaría que los establecimientos resaltaran información nutricional de productos bajos en azúcar.  Le siguen los bajos en sal con un 53% de los consumidores, los altos en fibras con un 40%, los bajos en calorías con un 39% y los altos en proteínas con 36%.   

El 26 % de los consumidores utilizan el shopper en su proceso de compra. Mientras que en la utilización de los cupones se vio un aumento conservador.  El año pasado se reflejó un 21% de uso, mientras este año, el uso de cupones alcanzó un 26%.

Datos recopilados demuestran que un 36% de las marcas tienen secciones de cupones en sus páginas o estan creando su propio programa de lealtad. Además, el 81% de los consumidores dijo que la accesibilidad a los descuentos, ofertas y cupones afectaron su disposición a pagar el precio regular.

El precio sigue siendo la razón principal para elegir visitar un establecimiento.  El 51% visita con mayor frecuencia una tienda basado en el precio.  Mientras, el 24% lo hace por su localización y el 14% por la variedad y disponibilidad de productos

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo