Alegan que la isla ya tiene rescate

Por Sarah Vázquez @SarahFVazquez

La administración del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, dio cierto tipo de rescate a la isla cuando en 2010 dio paso a un programa que permite que las empresas norteamericanas que pagan contribuciones en Puerto Rico sean elegibles para créditos por impuestos extranjeros en el foro federal. Así lo señala el portal Politico.com.

Con la ayuda de un bufete de abogados de Washington, Puerto Rico creó un impuesto corporativo especial (impuesto a las foráneas) destinado a sacar dinero del Tesoro de Estados Unidos.  De acuerdo con la publicación, fue en el 2010 que el Gobierno de Puerto Rico impuso un gravamen a las empresas norteamericanas para cuadrar el presupuesto. Pero, como habían acuerdos con la mayoría de estas en las que se establecía que no había aumento en las contribuciones,  diseñaron el mecanismo para que fueran elegibles a créditos contributivos. Lo que expertos catalogan como una medida para mover fondos del Gobierno estadounidense al Estado Libre Asociado.

“Los críticos llaman la disposición de Puerto Rico un abuso del sistema de crédito fiscal extranjero. Se supone que esos créditos se utilizaran para evitar que las empresas estadounidenses sean gravadas doblemente. Sin embargo, en este ejemplo, el Gobierno de Puerto Rico es el verdadero beneficiario”, apuntó Marty Sullivan, experto en leyes contributivas a Politico.com.

Este señaló, además, que es un recate “por la puerta de atrás, porque está por debajo del radar, es complicado y difícil de entender, pero el efecto económico es el mismo”.

Aunque en el Congreso el tema de la crisis de Puerto Rico encabeza la agenda, no se ha discutido que este acuerdo allega al Gobierno local $2,000 millones anuales.

La ayuda, que en algunos años llega al 20 % del presupuesto de Puerto Rico, nunca fue aprobada por el Congreso y algunos analistas cuestionan si el arreglo es constitucional.

“¿Cuál es la alternativa?”, dijo Luis Fortuño, quien era el gobernador cuando se creó el programa.  “La alternativa es que el Gobierno federal envíe más dinero en cupones de alimento y Medicaid”, señaló.

Mientras que el IRS se ha negado a emitir un juicio sobre el impuesto, diciendo, desde 2011, que están estudiando el tema. El acuerdo está vigente hasta el año entrante.

Esta publicación se da justo cuando el secretario del Departamento del Tesoro federal, Jacob Lew, visita la isla para resaltar la importancia de atender la crisis y  cuando la Cámara federal anunció que presentará una nueva legislación sobre Puerto Rico. 
 

Loading...
Revisa el siguiente artículo