En jaque proyectos infraestructura debido a orden de emergencia

Por Víktor Rodríguez @viktor_rodz

Una serie de proyectos de infraestructura municipal podrían quedarse en el tintero hasta nuevo aviso, luego de que el gobernador de Puerto Rico, Alejandro García Padilla, firmara una orden ejecutiva que permite al Banco Gubernamental de Fomento (BGF) poner un tope o limitar los retiros de dinero del banco hasta el 31 de enero de 2017.

Según la presidenta del BGF, Melba Acosta, se trata del desembolso de alrededor de $300 millones en préstamos aprobados para los municipios que se dilatarían a fin de preservar la liquidez del BGF.

“Tienes un banco con una liquidez limitada… No es que no queramos desembolsarlos y sabemos que es importante por el desarrollo económico. Es un tema que estaremos monitoreando”, explicó la funcionaria, quien aclaró que no se trata de los presupuestos de los municipios, sino de préstamos  que algunos pueblos toman para proyectos especiales.

“Hay muchos proyectos encaminados. Hay como $300 millones que no se han desembolsado para proyectos. Si hay un dinero que llegue al banco, estos proyectos podrían continuar. La orden no paró [el desembolso] es un tema de la liquidez del banco. Si el banco tuviera un billón de pesos, probablemente podríamos seguir desembolsando”,  dijo.

Las expresiones de la funcionaria se dieron en medio de una mesa redonda con parte del equipo económico del Gobierno, en la que se explicó el alcance de la orden ejecutiva emitida el pasado sábado con la que se estableció un estado de emergencia en el BGF.

Según la secretaria de la Gobernación, Grace Santana, si bien esta declaración de situación de emergencia es el primer paso establecido en la recién aprobada Ley de Moratoria y de Emergencia y Rehabilitación Financiera, esta medida no da paso inmediato a que se aplique una moratoria en el pago de la deuda del BGF. De hecho, el 1.o de mayo, el banco debe emitir un pago de $430 millones al
servicio de su deuda. 
 

Loading...
Revisa el siguiente artículo