LUMA traslada demanda de la Cámara al Tribunal Federal y alegan que intentan "interrumpir" sus labores

La empresa aseguró que los constantes requerimientos de información son una "distracción" que pudiera "perturbar" sus labores.

Por Metro Puerto Rico

El consorcio energético LUMA Energy presentó una moción para trasladar la demanda que presentó la Cámara de Representantes al Tribunal Federal.

El traslado del caso surge luego de que el Tribunal de Primera Instancia de San Juan determinara que la empresa debía entregar la información que solicitó la Cámara de Representantes luego de que el presidente de la empresa, Wayne Stensby se negó a divulgar datos relacionados a la empresa durante una vista pública en el cuerpo legislativo.

"La acción civil presentado no solo busca información directamente relacionada a la operación de LUMA del sistema eléctrico de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE), sino que las repetidas solicitudes irrazonables de la Comisión [que preside el representante Luis Raúl Torres] están diseñadas para tratar de interrumpir las operaciones de LUMA y socavar el acuerdo de operación y manejo del sistema de transmisión y distribución en violación a la ley 120 de 2018", reza el recurso legal de LUMA.

Ante esto, la empresa indicó que el caso debe atenderse en los procesos de Título III de la corte federal —que preside la jueza federal Laura Taylor Swain— donde se dilucida la bancarrota del gobierno y de la AEE.

"La acción civil [que presentó la Cámara de Representantes] amenaza a la AEE y la transformación del sistema de transmisión y distribución. Las distracciones asociadas en responder a repetidas solicitudes irrazonables y onerosas de la Comisión [que preside Torres] podrían interrumpir la habilidad de LUMA a realizar sus labores de acuerdo al contrato de operación y manejo y provocar problemas adicionales a la AEE y sus acreedores. Las labores sin trabas de LUMA son críticas para la transformación del sistema de transmisión y distribución", añade el documento.

"La acción civil es otro intento del demandante [Torres y la Cámara de Representantes] de hostigar a LUMA y distraer el foco principal de operar y transformar el sistema de transmisión y distribución de la AEE", lee el documento.

La empresa aseguró que ha respondido a cerca de 86 solicitudes de información de la Cámara de Representantes y que ha entregado más de 1,100 documentos. Alegaron que, en ocasiones, el cuerpo legislativo ha solicitado información privada y confidencial de la compañía.

Durante las vistas públicas, el representante Torres ha increpado a Stensby sobre la cantidad de celadores que cuenta la compañía para atender el sistema eléctrico. También ha requerido información financiera de Stensby. Durante una comparecencia ante el cuerpo legislativo esta semana, Stensby no quiso decir en su comparecencia quién está a cargo del área de servicio al cliente, ni dónde ubican los centros de atención al cliente por teléfono de la empresa, ni revelar la lista de empleados de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) que pasaron a laborar con el ente privado. Todas estas negativas surgieron durante una vista pública cameral en la que el ejecutivo se amparó en un reclamo de información confidencial.

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo