Colegio de Agrónomos de Puerto Rico reconoce a agrónomas destacadas

El presidente de la organización reconoció la aportación de las mujeres en la industria.

Por Metro Puerto Rico

El Colegio de Agrónomos de Puerto Rico (CAPR) recibió en su sede a más de 100 agrónomas de los sectores público y privado, con el propósito de reconocer la contribución de las mujeres al desarrollo agrícola del país.

En su mensaje, el agrónomo Pablo L. Jiménez Cruz expresó: “Las mujeres son el 45% de la fuerza laboral y son jefas de más de 160 mil familias de Puerto Rico. Con estas cifras, es irrefutable que son pieza clave para el fortalecimiento económico del país. Por esta razón, nos enorgullece que la agronomía sea una profesión inclusiva, pues con la participación equitativa de hombres y mujeres en la agricultura todos ganamos”.

Durante el evento, que incluyó una conferencia de la pasada secretaria del Departamento de Agricultura, Myrna Comas, se distinguió la contribución de varias agrónomas. Entre las reconocidas estaban la agrónoma Sol Rosado, Vice Presidenta de la Puerto Rico Agricultural Biotechnology Industry Association (PRABIA) y Especialista de Investigación y Desarrollo en la empresa Bayer. Rosado se ha destacado por su liderazgo y compromiso en la educación y en la comunidad. La agrónoma Amaris Ríos, reconocida por tener a su cargo a los estudiantes de educación especial en la Escuela Vocacional Agrícola de Bucarabones, en Toa Alta. También se reconoció la labor educativa que, por más de 19 años, ha realizado la agrónoma Marisela Carbonell, presidenta de la Asociación de Maestros de Educación Agrícola. A los reconocimientos del CAPR se unieron las respectivas felicitaciones del Senado y la Cámara de Representantes de Puerto Rico, así como del Departamento de Agricultura.

Como invitada especial del presidente del CAPR, participó de la actividad la joven Abigail Dávila acompañada de su maestra de agricultura, la agrónoma Arlene Torres García. “Hace unas semanas, cuando visité la Escuela Vocacional Carlos F. Daniels en Carolina conocí a una joven de 16 años que me dijo ‘Soy Abigail y quiero ser agrónoma’. Hoy la invitamos para que vea que sí es posible, que en la agronomía hay un espacio para ella”, manifestó Jiménez Cruz.

Loading...
Revisa el siguiente artículo