Reforma laboral complica negociaciones en Hotel San Juan

Las partes han tenido tres sesiones de negociación y poco después de la primera, la empresa notificó la cancelación de la extensión contractual bajo la cual estaban operando.

Por Inter News Services
Reforma laboral complica negociaciones en Hotel San Juan

El presidente de la Unión Gastronómica, Unite Here, Local 610, Jason Rivera, denunció que la reforma laboral ha provocado que el conflicto entre la nueva administración de la hospedería y el gremio que preside se complique aún más.

Según indicó en declaraciones escritas, la actitud de la empresa en la mesa de negociación ha ido de mal en peor, agravándose aún más luego de la aprobación de la reforma a las leyes protectoras del trabajo.

“Cuando conocimos a los representantes de la nueva administración del Hotel San Juan nos aseguraron que su interés al comprar el hotel era proyectar un concepto de lujo exitoso en un taller organizado sindicalmente con buenas relaciones laborales,” señaló Rivera.

Sin embargo, el dirigente sindical manifestó que tan pronto ocuparon la propiedad, “Andro Nodarse-León, portavoz de los nuevos dueños, comenzó una campaña para sacar a la Unión. Esa estrategia fracasó gracias al compromiso y al nivel de conciencia de nuestros miembros”, afirmó Rivera.

Más adelante, cuando las conversaciones sobre la renegociación del convenio colectivo vigente al momento de la compraventa del hotel, “fue evidente su intención de eliminar las garantías que tienen nuestros miembros sobre sus puestos de trabajo. Hubo amenazas de despidos y hasta de cierre del hotel si no se aceptaban sus términos, todo esto en violación a la ley”, agregó el dirigente sindical.

Las partes han tenido tres sesiones de negociación y poco después de la primera, la empresa notificó la cancelación de la extensión contractual bajo la cual estaban operando.

“En el mes de noviembre del año pasado se celebró la segunda reunión, a principios del mes de enero de este año el patrono envió una propuesta y el 18 de este mes sostuvimos la segunda reunión de negociación en la cual presentamos nuestras contrapropuestas, enfrentando la mala fe del patrono en la mesa de negociación”, indicó sindicalista.

La semana pasada la empresa decretó un impasse a pesar de que la Unión sostiene que no ha recibido una respuesta de su parte.

“El patrono decretó un impasse inexistente y ahora que se aprobó la contrarreforma laboral, Nodarse-León intenta nuevamente desertificar la Unión, además, amenazó con poner en vigor su última propuesta el próximo 5 de febrero”. La intención sería dejar sin efecto las protecciones vigentes y sacar a la Unión para imponer las condiciones laborales que recientemente aprobó el gobierno contra la clase trabajadora, añadió el portavoz sindical.

A su vez expresó que el próximo miércoles se reunirán nuevamente para continuar negociando.

“Nosotros tenemos la esperanza de lograr un acuerdo justo para nuestros miembros, pero nos estamos preparando para lo peor, por eso hemos destinado un fondo de huelga de $400 semanales para cada empleado por si no se lograra un acuerdo y fuera necesario enfrentar las acciones ilegales de la empresa con acciones concertadas,” aseveró Rivera.

Loading...
Revisa el siguiente artículo