Generosidad sin límites hacia empresas de ron

Cubalibre, piña colada o mojito. Escoja el trago con ron que usted quiera. Pero, cuando se lo tome, sepa que este es un producto que se elabora con subvención gubernamental.

Por Metro Puerto Rico
Generosidad sin límites hacia empresas de ron

Por:Damaris Suárez / Centro Periodismo Investigativo

El Gobierno de Puerto Rico dejó de ingresar $434 millones desde el 2011 al cambiar las reglas de juego sobre cómo se distribuye el reembolso por el arbitrio al ron. Las enmiendas hechas al Código de Rentas Internas bajo la administración de Luis Fortuño aumentaron de un máximo de 10 % a un 46 % el reembolso que reciben las productoras de ron, lo que ha minado el Fondo General, que antes recibía ese dinero y lo utilizaba en proyectos de desarrollo económico.

Desde entonces, la distribución se hace por volumen de venta, lo que llena los bolsillos de las grandes empresas de ron, como Bacardí, que se lleva la mayor tajada del reembolso al ser la principal productora de ron del mundo. Desde el año fiscal 2011 hasta julio de 2016, solo esta empresa ha recibido $359.8 millones del monto que el Departamento del Tesoro federal le devuelve a Puerto Rico por el arbitrio al ron que se produce en la isla y se vende ese país.

En los últimos seis años fiscales, el Gobierno ha transferido a tres compañías productoras de ron en Puerto Rico $554.8 millones provenientes del reembolso que recibe la isla del arbitrio al ron que se vende en Estados Unidos, de los cuales $359 millones han ido a los bolsillos de Bacardí, una compañía multinacional que cuenta con 27 instalaciones en 16 mercados de cuatro continentes. Bacardí es la primera productora de ron en el mundo con ventas de este y otros licores en más de 150 países.

Pero no siempre fue así. Hasta el 2009, Puerto Rico utilizaba aproximadamente 94 % de ese dinero para fomentar el desarrollo económico de la isla. En ese año fiscal, según datos de la Oficina de Asuntos Económicos y Financieros del Departamento de Hacienda, Puerto Rico recibió un total de $449.5 millones en reembolsos del arbitrio federal al ron, de los que destinó $17.3 millones para el Fideicomiso de Conservación de Puerto Rico y $5 millones para el Fideicomiso de Ciencias y Tecnología. Otros $400.1 millones fueron al Fondo General para gastos corrientes y mejoras de capital del Gobierno. Solo $27.3 millones fueron otorgados en incentivos para la industria de ron. Este subsidio era mayormente para apoyo en el área de mercadeo y promoción del producto.

Sin embargo, el Gobierno decidió enmendar la forma de distribuir los fondos de ese reembolso sacrificando alrededor del 40 % del dinero que recibe producto del arbitrio al ron local que se vende en EE. UU. Estos cambios se dieron en un intento por equiparar los jugosos incentivos que desde el 2007 comenzó a ofrecer el Gobierno de Islas Vírgenes en el mismo renglón.

El Centro de Periodismo Investigativo encontró que, a seis años de los cambios, no solo se sacrificaron $434 millones que ya no llegan al Fondo General, sino que, en medio de la recesión económica de casi una década, la industria del ron muestra un 11 % de crecimiento, pero paga un 18 % menos en contribuciones al erario.

Trasfondo del reembolso del arbitrio federal al ron

Puerto Rico participa desde 1917 del programa federal de reembolso del arbitrio al ron, una política pública de apoyo financiero y desarrollo agroindustrial a la producción del ron y la industria azucarera. En 1954, el Congreso extendió el reembolso a Islas Vírgenes, con el propósito de ayudar económicamente a Puerto Rico e Islas Vírgenes a proveer de servicios públicos esenciales y a desarrollar proyectos de infraestructura.

El cálculo es el siguiente: de cada $13.50 de arbitrio por galón producido en un territorio y vendido en los estados, $13.25 se le devuelve al territorio. De esa cantidad, $10.50 están autorizados permanentemente por ley, mientras que los restantes $2.75 deben ser autorizados periódicamente por el Congreso mediante legislación. Por lo tanto, mientras más ron produzca un territorio y se venda en Estados Unidos, más fondos recibe el Gobierno de ese territorio.

A través del programa, el Fondo General de Puerto Rico ingresó un promedio anual de $348 millones procedentes de los embarques de ron desde el 2002 al 2010. De acuerdo con el informe oficial del Departamento de Hacienda en la partida de Ingresos Netos al Fondo General Federal, ese promedio anual ha disminuido a $252 millones desde el 2011 hasta 2016. Este periodo, que comprende los años desde que entró en vigor el aumento de las partidas de reembolso que reciben las destilerías, refleja una disminución de 27 % de lo que el Gobierno ingresa al fondo general por concepto del reembolso.


Lea la historia completa en www.periodismoinvestigativo.com.

Loading...
Revisa el siguiente artículo