Julia Keleher a corregir fallas en Educación

En entrevista con Metro, la designada titular de Educación revela sus estrategias de trabajo para los próximos meses, entre las que se destacan agilizar el reclutamiento de maestros y el proceso de pagos.

Por Lyanne Meléndez
Julia Keleher a corregir fallas en Educación

La designada secretaria del Departamento de Educación (DE), Julia Keleher, enfatizará sus primeros meses de administración en analizar y buscar soluciones que atiendan de raíz las situaciones que enfrenta la agencia más grande del Gobierno.

Así lo confirmó en entrevista con Metro la titular de la agencia en la víspera del inicio del semestre escolar, que afirmó que está en un proceso de evaluación para así cumplir con las metas que estableció frente al DE, que incluyen mejorar el aprovechamiento, atender las necesidades de los niños, profesionalizar al docente y ajustar el tamaño de la agencia.

¿Cuáles son los planes inmediatos frente al DE?
—Cuando se realice el inicio de clases y terminemos este paso, hay que hacer un análisis y priorizar los procesos internos que deberíamos agilizar. Por ejemplo, el proceso de reclutamiento quisiera que fuera un poco más fácil de entender y ejecutar. Tengo también el interés de medir el impacto de los servicios que contratamos al estudiante o un desarrollo profesional al maestro. Hay que trabajar esas dos áreas. Tenemos que atender nuevos requisitos federales y tenemos que establecer una manera de gerenciar el Departamento y establecer canales formales para comunicarnos con los gremios de los maestros.

El gobernador ha pedido que el dinero del DE llegue directamente a los estudiantes. ¿Qué medidas tomará para que eso pase?
—Hay que hacer un análisis del presupuesto para entender cómo estamos gastando el dinero e identificar las necesidades. Puedo recibir los resultados de la prueba (del desglose del presupuesto) en mayo y con ese archivo yo puedo ver cuáles son las necesidades, entendiendo las necesidades puedo asignar los fondos que van exactamente dirigidos exactamente a esas necesidades. Puedo incluir una cláusula en los contratos para medir un mejoramiento en esas necesidades que fueron identificadas.

¿Qué pasará con los contratos que existen con empresas para ofrecer tutorías?
—Hay algunos maestros que me han dicho que esos servicios de proveedores les han ayudado mucho a desarrollar una cultura, pero, en otros casos, no están recibiendo o generando el mismo beneficio. Hay que analizar cuál es el producto, el impacto de los servicios que se compran, y determinar con quiénes deberíamos seguir haciendo negocios y con quiénes no.
Los hemos extendido por tres meses para no paralizar el sistema; los servicios se tienen que dar.
Se anticipa el cierre de escuelas por requerimiento de la Junta de Control Fiscal. ¿Qué pasos se darán en esa dirección?

—La carta que la Junta emitió dijo que no tan solo mejorar el aprovechamiento del Departamento, sino también ajustar el tamaño del Departamento. Tenemos escuelas donde la matrícula no es tan alta. Tenemos otras que tienen muchas necesidades en términos de planta física y, en los dos casos, conlleva un costo. Tenemos que mirar todo eso.
Ahora lo que nos toca hacer es identificar cuáles son los criterios que vamos a usar, obtener algún tipo de retroalimentación para que todo el mundo entienda lo que son, que mostremos cuáles van a ser los beneficios, cómo va a ser la manera en que se va a gastar el dinero.

¿Cómo se trabajará con el servicio de Educación Especial?
—He recibido a madres de niños con educación especial, he tenido llamadas con personas y organizaciones que tienen interés en ese tema, y la idea es que nos reunamos todos para que todo el mundo entienda cómo lo vamos a trabajar y ver cuáles son los problemas que hay que atender y desarrollemos un plan. La idea sería, porque el Departamento está pagando mucho en cumplimiento, debería evitar ese pago porque así recuperamos el dinero para usarlo en otros servicios. Reconozco que nada de eso va a ser fácil.

¿Cómo está la deuda con suplidores?
—Ha sido bastante difícil entender exactamente dónde estamos con todos los pagos. Porque es un proceso en el que salen de aquí aprobados y van a Hacienda y luego se tiene que esperar a que cobren el cheque para saber dónde está. No hay una línea directa para saber exactamente donde está todo. También en transportación estamos en espera, porque, como estábamos de vacaciones, se espera que los directores puedan aprobar las facturas para comprobar que sí recibieron los servicios.
Después de analizar el proceso de reclutamiento, quisiera entender cómo se hacen los pagos. Cuántas personas tienen que tocar el papel para que se realice el proceso (de pago).

¿Cuándo se comenzarán a ver cambios concretos?
—La idea sería que, cuando pasemos por el proceso de inicio de clases, de nuevo ahí se vean. El año que viene tenemos las iniciativas del Plan para Puerto Rico, por ejemplo, lo del bilingüismo, tomando en cuenta que la Asociación me ha presentado una inquietud de la cantidad de maestros con la preparación que puedan implementarlo. Tal vez tengamos un grupo en el que los maestros sí tienen la preparación y se puede hacer de manera piloto y tal vez ir aprendiendo de eso e implementarlo el próximo año.

Loading...
Revisa el siguiente artículo