Así reaccionan los gremios magisteriales a orden de venta de escuelas

Piden que dinero de ventas vaya a arcas de Retiro, otros exigen que se reabran los planteles

Por Lyanne Meléndez

Varios gremios magisteriales plantearon diversas propuestas en reacción a la orden ejecutiva del gobernador Alejandro García Padilla que acelera la venta de escuelas en desuso que fueron cerradas por el Departamento de Educación (DE) y no han logrado ser rehabilitadas.

Se trata de una orden que impulsa la venta como primera opción para las 25 estructuras disponibles de los 179 planteles que han sido cerrados desde 2013 hasta el presente. Antes de la orden, el DE hacía un estudio de necesidades y luego de reocupar algunas con oficinas, daban prioridad a los municipios y entidades sin fines de lucro, que de no ser solicitadas por ellas entonces pasaban a venta u otras opciones.

La presidenta de la Asociación de Maestros, Aida Díaz, sostuvo que “en vez de estar alquilando oficinas privadas, deberían utilizar esas propiedades como oficinas. En vez de estar usando y alquilando edificios lujosos que se vayan a trabajar donde ya hay facilidades”.

Díaz destacó que ya la organización había solicitado a la Comisión de Retiro, creada por el entonces gobernador Luis Fortuño, que “se vendieran esos planteles y el dinero fuera a las arcas de Retiro. En aquel momento no lo hicieron”.

Un sugerencia similar la dio la portavoz de Educamos, Eva Ayala, quien destacó que “si las van a vender el dinero debería ir a las arcas de nuestro Sistema de Retiro de Maestros”.

No obstante, señaló también que “esa orden está en destiempo, si el dinero que se va a adquirir de la venta de las escuelas es para el propio Departamento lo que debería hacer es no cerrarla porque son totalmente necesarias”.

El presidente de UNETE, Emilio Nieves, declaró por su parte que lo que expone la orden ejecutiva “es preferible hacerlo mediante una legislación que define como se va a utilizar el dinero, cuál va a ser el procedimiento y qué parámetros van a establecer”.

Expuso que el proceso de legislación permite que haya vistas públicas, evaluación y participación ciudadana.

Por su parte, la presidenta de la Federación de Maestros, Mercedes Martínez, exigió que las escuelas sean reabiertas, en vez de ser vendidas.

“Como Federación señalamos que esto es un negocio redondo, donde aquí se cerraron planteles en estos cuatro años, más del 80 % no tenían los requisitos para ser cerradas y el gobierno las cerró, las ponen en desuso y las venden a un precio bajo para beneficiar a los grandes intereses para poder usar los terrenos”, denunció.

Loading...
Revisa el siguiente artículo