Denuncian esquema de fraude en construcción de proyecto de vivienda en Toa Alta

La propiedad en cuestión tiene una extensión de 12,105.41 metros cuadrados.

Por Inter News Services

El representante del Partido Nuevo Progresista (PNP) Ángel “Gary” Rodríguez Miranda, junto al exadministrador de Administración de Vivienda Pública, Miguel Hernández Vivoni, denunciaron hoy un millonario esquema de fraude en la adjudicación de un proyecto inmobiliario en el municipio de Toa Alta.

Mostrando evidencia de la posible comisión de actos ilegales por parte del alcalde Clemente “Chito’ Agosto, el representante solicitó la intervención de la contralora de Puerto Rico y del secretario del Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano federal, Julián Castro.

“A sólo 20 días de las elecciones generales, el alcalde de Toa Alta ha movido cielo y tierra para anunciar un millonario contrato de construcción y administración de una égida para personas de edad avanzada a una compañía del exterior sin que se cumplan con todos los parámetros de ley y de manera ‘fast track’”, señaló el legislador y aspirante al sillón municipal.

Apuntó, además, a “un regalo millonario que el alcalde le dio a la empresa que invertirá en el negocio, pues le cedió por un dólar alrededor de tres cuerdas de terreno justo en el medio del casco urbano de Toa Alta, un terreno que el municipio adquirió en 1997 en más de un millón 200 mil dólares”.

Según explicó Rodríguez Miranda, la ordenanza municipal 2, Serie 2005-16 del 15 de julio del año pasado, facilitó el traspaso del terreno, ubicado en el número 84 de la calle Luis Muñoz Rivera en el barrio Contorno del mencionado municipio, a la empresa Acacia Network, Inc. de Nueva York y su filial en la isla, Acacia Puerto Rico, Inc. por el valor nominal de un dólar, porque la misma estaba registrada como una entidad sin fines de lucro.

La propiedad en cuestión tiene una extensión de 12,105.41 metros cuadrados.

“El municipio no puede ceder ningún terreno, porque venderlo por un dólar es regalarlo, a ninguna empresa con fines de lucro. Acacia Puerto Rico es un frente, porque esta entidad organizó una afiliada bajo su nombre, Palacio Dorado, LLC, con el propósito de circunscribir la ley. Palacio Dorado es una compañía con fines de lucro y el municipio no podía cederle ningún terreno”, añadió.

Rodríguez Miranda también indicó que el municipio no ha suscrito ninguna escritura, ni la pública o la de segregación relacionada a la transacción, otra clara violación a la Ley de Municipios de Puerto Rico.

“Como si esto fuera poco, han pasado más de 15 días desde que el alcalde anunció la firma de un alegado contrato de adjudicación y todavía no está presentado en la Oficina del Contralor de Puerto Rico. Todo esto levanta muchas interrogantes. No podemos olvidar que esta fue la administración que ‘desapareció’ documentos de cientos de beneficiarios del programa federal Sección 8 en el 2013 y que ha sido multada, en múltiples ocasiones, por la falta de trasparencia en la administración del vertedero municipal”, añadió el político.

Para Hernández Vivoni, la “nebulosa transacción” sólo beneficia a Acacia Puerto Rico y deja al municipio a oscuras, sin nada que mostrar por un terreno valorado en sobre un millón de dólares.

“De acuerdo a la documentación que estamos presentando, el municipio no sólo regaló el terreno, sino que le dio a esa empresa un crédito contributivo de sobre 300 mil dólares. Este es un negocio redondo para Acacia y el gran perdedor es el municipio. Este tipo de transacción no se realiza. Regularmente se hacen acuerdos de colaboración en los que ambas partes se benefician. Esto no es lo que pasó en este caso”, comentó el exadministrador de Vivienda Pública.

Loading...
Revisa el siguiente artículo