En pausa empresa por tardanza en permisos

Impacto. La empresa ha perdido cerca de $500 mil en contratos que no pudo cumplir y por mercancía dañada, mientras que ha dejado de emplear a unas 200 personas.

Por Sarah Vázquez

En enero de 2015, el Gobierno celebró el establecimiento de la empresa Industrias Alimenticias Alto de San Juan, pero al día de hoy la compañía no ha podido comenzar operaciones por la tardanza de permisos y falta de infraestructura eléctrica en las instalaciones.

De acuerdo con el gerente general de Industrias Alimenticias Alto de San Juan, localizada en Luquillo, Pablo Serrano Hernández, la empresa ha tenido pérdidas millonarias entre los contratos que perdió y mercancía que se tuvo que desechar. La empresa elaborará productos, tales como pastas rellenas, productos congelados, salsa para pasta y pastelería, entre otros, con la expectativa de exportarlos.
“Esa fábrica debía estar abierta hace un año. Estamos hablando de mucho dinero por el costo de oportunidad. Por ejemplo, viajaron personas de Wal-Mart, Sams, Kmart y los cruceros a Puerto Rico para hacer negocios. Al no abrir, pues fue un costo bien grande”, detalló Serrano Hernández a Metro.
Sobre el problema de electricidad, el gerente general precisó que en principio trataron de operar con una planta eléctrica, pero una falla provocó que perdieran unos $60 mil en materiales y la decisión de detener la operación.
“Entonces notifiqué a la empresa que debíamos detener la operación hasta que no se resuelva”, dijo Serrano Hernández, al tiempo que relató que ya están trabajando en la construcción de una subestación de energía eléctrica que se costeará con unos incentivos del Banco de Desarrollo Económico de Puerto Rico y unas inversiones de la empresa. El costo será de unos $100 mil.
Serrano Hernández expuso, además, que a la fecha todavía tienen equipo en los muelles porque la información a las agencias de gobierno no llegó.
“Tenemos unos equipos en los muelles y estamos exentos por ser manufactura, pero la información no llegó como tenía que llegar y los equipos están en los muelles. Ya nosotros pagamos el almacenamiento, pero, cuando fuimos a Hacienda, nos dijeron que, como llevaban tanto tiempo, desde diciembre del año pasado, pues teníamos que pagar los arbitrios. Y pues esto ha sido gastos y gastos”, expuso.
Ante esto, la empresa espera poder comenzar a operar de manera parcial a finales de este año, unos 12 meses después de la fecha de apertura inicial.
“Las instituciones que ayudan a las empresas a establecerse no están atadas entre sí y la persona tiene que dar muchos pasos para llegar a un mismo fin. En la Florida, con entrar a internet, las tiene todas. Aquí se tiene que hacer por uno mismo, no se puede contar mucho con las agencias”, recalcó el gerente general, quien detalló que, antes de establecerse en la isla, se reunió con las diferentes agencias y entendía que había comunicación sobre los procesos.  Se espera que, una vez la operación inicie, se empleen unos 200 empleados con una inversión de $3 millones en nómina anual.
Industrias Alimenticias Alto de San Juan se beneficia de los incentivos provistos por la Ley de Incentivos Económicos de Puerto Rico (Ley 73) para actividades de manufactura.
Las empresas venezolanas Diademas Unidas e Inversiones TP 12 son los inversionistas de Industrias Alimenticias Alto de San Juan.

Loading...
Revisa el siguiente artículo