Exige compromiso de candidatos con nuevos médicos

Hay que actuar. Para el rector del RCM es necesario fiscalizar a las aseguradoras que no están dando paso a que una nueva generación de médicos sean proveedores

Por Sarah Vázquez @SarahFVazquez

Las aseguradoras son uno de los grandes obstáculos que enfrentan los médicos recién graduados que buscan ejercer en la isla. Así lo dijo en entrevista con Metro el doctor Noel J. Aymat Santana, rector del Recinto de Ciencias Médicas (RCM) de la Universidad de Puerto Rico.

Aymat Santana sentenció que es hora de que el gobierno asuma una postura fiscalizadora contra la compañías de seguros que “han creado lo que se podría denominar como un sistema injusto.  Lo peor de todo es que el Estado está permitiendo esta situación; este abuso”.

El doctor contó que “los estudiantes que se están graduando de medicina y odontología cuando terminan sus carreras van a los planes médicos para pedir contratos y ser proveedores y los planes les han cerrado las puertas”. 

Ante esto, el académico exigió a quienes buscan un puesto electivo que establezcan como atenderán la situación que abona a la fuga masiva de los médicos, lo que encarece los servicios a la ciudadanía. “Tenemos que tomar acciones dramáticas para parar ese control que tienen las aseguradoras en lo que  es el sistema de salud del país”, insistió.

De hecho, durante su mensaje de graduación el galeno, quien estima que  un 40 % de médicos que se forman en el RCM se van del país, hizo un llamado a los políticos a renunciar a los donativos de las aseguradas.

“Exijo como ciudadano, como profesional de la salud y como rector, que todo candidato o candidata a la gobernación y a la legislatura diga cuál es su vínculo con las compañías de seguros, que rechacen aportaciones económicas de éstas y que públicamente se comprometan a aprobar legislación que asegure que los servicios de salud estén accesibles a toda la población y que el dinero público no sea para enriquecer a las compañas aseguradoras”, expresó.

A juicio de Aymat Santana el gobierno puede impulsar políticas públicas que ordenen a las aseguradoras no cerrar las puertas a la nueva cepa de doctores, quienes en múltiples ocasiones han denunciado lo difícil que es negociar con las aseguradoras. “Son intereses económicos al ellos cerrar el panel, limitan los servicios y de esa manera tienen un rendimiento económico mayor”, indicó el doctor, quien agregó que el Gobierno es el mayor cliente de las aseguradoras por el Plan de Salud del Gobierno y los servidores públicos autorizados.

“Cada vez nos encontramos con  profesionales de la salud que no pueden lidiar con lo que implica la carga económica de los reembolsos absurdos ni con las reglas burocráticas. Los hospitales e instituciones de servicios de salud pública igualmente se han visto perjudicados. Los pacientes también padecen una multiplicidad de sinsabores, es decir, “sufren las de Caín”. Esto lo vemos todos los días”, denunció Aymat.

Loading...
Revisa el siguiente artículo