Desfilan primeros testigos en vista en alzada contra el Manco

Mañana se reanuda el proceso que arranca con la continuación del testimonio de Ana Cacho.

Por Sarah Vázquez @SarahFVazquez

Con el desfile de cuatro testigos del Ministerio Público dio inicio la vista preliminar en alzada contra Luis Gustavo Rivera Seijo, mejor conocido como El Manco, por el asesinato del niño Lorenzo González, quien murió en marzo del 2010 en su residencia en Dorado.

El primero en testificar fue Jesús Ayala, el investigador forense a cargo de tomar las fotografías en la escena. Este indicó que tomó cerca de 220 fotografías de la residencia. A este el abogado de a defensa, Mario Moczó González, le preguntó si habían imágenes en las que se divisara sangre en las puertas que dan al patio de la residencia, Ayala dijo que no. Moczó González agregó: “las puertas eran blancas verdad”.

La segunda testigo lo fue Jessica Ortiz Resto, investigadora forense que tomó el video de la residencia ubicada en la urbanización Dorado del Mar, quien contó que capturó imágenes de la residencia y del patio. Ahora bien, la defensa levantó interrogantes sobre una bolsa blanca a la que los investigadores del Instituto de Ciencias Forenses (ICF) no le dieron importancia ese día, esto pese a que Ortiz la tuvo cerca cuando estaba grabando. La bolsa,  que fue ocupada al día siguiente como parte de la evidencia, contenía los documentos de excarcelación de Rivera  Seijo

Mientras que el tercer testigo fue el agente Jaime Cruz, quien custodió la residencia esa mañana del 9 de marzo. Este relató que llegó a la residencia a eso de las 6:15 de la mañana que hizo una ronda por las afueras, pero no entró. De hecho, en un momento apuntó que no tenía claro cuántas personase entraron a la residencia una vez llegaron las autoridades pasadas las 9:00 de la mañana.

Luego del receso le tocó el tono a Ana Cacho, madre de Lorenzo. A preguntas de la fiscal Cacho relató en detalló lo que hizo la noche y la madrugada en la que su hijo fue brutalmente asesinado. En un momento dado la testigo se paró para ver con claridad un sinnúmero de imágenes que fueron tomadas de su residencia. Entre las fotos estaban las imágenes de la cama en la que el pequeño fue encontrado por su madre en posición fetal y ensangrentado. También se mostró una imagen del patio en la que había una casita de pájaros que, según Cacho, esta hizo junto con su hijo.

Durante su testimonio Cacho detalló el momento en que su hija menor le dijo que su hermanito le había llenado el pelo de sangre. Fue entonces que esta lo tomó en brazos, lo montó en el vehículo y lo llevó al CDT de Dorado. “Yo lo tenía en brazos y sentía lo sangre bajando por mi cuerpo”, relató la madre del fenecido entre lágrimas.

Cuando la fiscal María del Carmen Rodríguez le preguntó quien le dio a la noticias a las hermanas del pequeño, Cacho precisó que fue ella la que les dijo que Lorenzo “estaba con papá Dios”.

Mientras Cacho testificó en varias ocasiones el imputado la miró  fijamente. El testimonio de la madre de Lorenzo continúa mañana  en la sala 706 del Tribunal de Bayamón.

Moczó planteó en sala la preocupación de que los testigos de alguna forma puedan de alguna forma recibir información del proceso judicial, ya que el mismo es transmitido en directo. Moczó se refirió específicamente a los testigos que se encuentran en Puerto Rico, pero que no comparecieron el jueves al Tribunal. Hay dos testigos fuera del país.

Loading...
Revisa el siguiente artículo