Radican querella ante el FEI contra alcalde de Cataño

Los cuestionamientos van dirigidos a la contratación del recogido de basura del Municipio de Cataño

Por Metro

El candidato a la Cámara de Representantes por acumulación, José “Pichy” Torres Zamora, sometió hoy varias querellas en contra del alcalde del Municipio de Cataño, José Rosario Cruz, ante la Oficina sobre el Panel del Fiscal Especial Independiente y el Departamento de Justicia, por un alegado esquema inusual en la contratación del recogido de basura de dicho ayuntamiento.
 
Según se desprende de los contratos, en el año 2014 el Alcalde de Cataño contrató los servicios de la compañía JRH Waste Recycling  para el recogido de basura a 7 días de que la misma fuera creada en el Departamento de Estado.

“Nos parece altamente cuestionable como el Alcalde otorga un contrato de medio millón de dólares para el recogido de basura a una compañía totalmente nueva, sin capacidad económica ni de servicio reconocido,  que no contaba con los permisos de las Comisión de Servicio Público (CSP) ni de la Junta de Calidad Ambiental (JCA), para proveer el servicio que ya estaba contratado con otra compañía de Cataño”, puntualizó Torres Zamora, en comunicación escrita.
 
Este sentenció, además, que “toda entidad que contrate con el Gobierno tiene que estar al día en sus permisos y endosos, máxime un servicio de recogido de basura que es tan regulado. ¿Cómo es posible? En primer lugar, que se formalizara un contrato que no contó con una franquicia autorizada (como se desprende de la certificación de CSP hasta nueve meses después de ser incorporada), ¿Cómo se ofreció el servicio, donde se ofreció el servicio?; estas y muchas otras preguntas tiene que ser aclaradas por el señor Rosario Cruz”.
 
De acuerdo con el comunicado de prensa, la compañía en JRH Waste Disposal and Recycling, recibió en adición una renovación de contrato en el año 2015 aumentando la cuantía a casi $600,000 en un año. En diciembre de 2015 se otorgó un contrato por seis años (hasta el año 2021) por la friolera de $2 millones por año y un aumento anual de 5 % lo que equivale a cerca de medio millón en aumentos en 5 años, sin tener la capacidad operacional para esto, toda vez que adquirió unos camiones de basura que le fueron traspasados el 21 de enero de 2016, seis días luego de la fecha de vigencia del nuevo contrato.
 
“Ahora entendemos por qué los residentes del Municipio de Cataño pasaron las de Caín, durante enero de este año, cuando la basura en el municipio no se recogió por semanas, el contrato le quedaba grande a la compañía y aparentemente no tenía el equipo para ofrecer el servicio”, subrayó el también ingeniero químico.

Loading...
Revisa el siguiente artículo