En Guánica el único centro de monitoreo de cambio climático sobre bosques secos

Por Metro

Con la inauguración de una torre de investigación científica, el Bosque estatal de Guánica y Reserva de la Biósfera de las Naciones Unidas se convirtió en el único centro de monitoreo y estudio de cambio climático sobre bosques secos en la cuenca del Caribe y Estados Unidos, así lo detalló hoy la secretaria del Departamento de Recursos Naturales y Ambientales (DRNA), Carmen R. Guerrero Pérez.

De  acuerdo con la comunicación escrita, la construcción de la torre de investigación, a cargo de la Red Nacional de Observatorios Ecológicos (NEON, por sus siglas en inglés), forma parte de un acuerdo entre el DRNA, NEON y la Fundación Nacional de las Ciencias (NSF, por sus siglas en inglés),  permitirá que científicos de todo el mundo analicen en tiempo real los datos que se recopilen durante los próximos 30 años y ayudarán a analizar los impactos del cambio climático en los bosques secos, las características de los suelos, agua, clima, medioambiente y organismos que habitan en el bosque.

El proyecto de investigación de cambio climático surge como una encomienda de Casa Blanca a la NSF. Esa entidad gubernamental dedicada a promover la investigación y educación en los campos de la ciencia e ingeniería seleccionó al Bosque Seco de Guánica para el estudio en zona tropical entre otras áreas naturales protegidas del sureste de Estados Unidos, Hawaii y el Bosque Nacional El Yunque.

Junto al Bosque estatal de Guánica, hay otros 19 dominios ecoclimáticos en Estados Unidos y sus territorios, que representan diferentes regiones de flora, geografía, climatología y ecosistemas característicos.

“El ecosistema de Guánica es complejo, diverso y representativo de un bosque costero subtropical seco y es ideal para la investigación”, expresó Guerrero Pérez. “A nivel de todo el Caribe, Puerto Rico es el primero en entrar a la red de investigación de cambio climático en Estados Unidos y sus territorios. En el Caribe no existe no existe otra instalación científica que tenga la complejidad de los protocolos científicos estandarizados para el manejo de datos a través de la Internet que serán de gran utilidad para la comunidad de investigadores en Puerto Rico y a nivel internacional”.

Por su parte, el portavoz de NEON en Puerto Rico, Yamil Toro, señaló que “National Ecological Observatory Network” (NEON) está entusiasmada con poder contar con el Bosque Seco de Guánica como anfitrión de la Torre primaria del Dominio 4 (Puerto Rico). NEON es un proyecto de gran envergadura subvencionado por la  Fundación Nacional de las Ciencias. Su objetivo principal es el monitoreo de los cambios ecológicos a escala continental a través de los años”.

Algunas de las investigaciones que se realizarán en la instalación científica incluyen: estudios de atmósfera, suelos y biodiversidad de fauna y flora, el intercambio de gases entre el bosque y la atmósfera, enfermedades infecciosas y plagas, especies invasivas, contaminación y mantenimiento de la biodiversidad.

La información recopilada en Guánica llegará a una base de datos de NEON con sede en Colorado desde donde se compartirán con los otros 19 dominios de Estados Unidos y territorios.

La Secretaria del DRNA destacó el respaldo del Servicio Forestal federal y

la labor de los científicos del DRNA y externos, como pieza clave de este logro, y puntualizó  que el anterior oficial de manejo del Bosque estatal de Guánica, el biólogo Miguel Canals, redactó la propuesta ante la NSF.

Precisamente, el biólogo Canals fue reconocido por su trayectoria y compromiso ayer en el segundo día del Simposio de Bosques Secos de Puerto Rico que culminó hoy. El simposio, coordinado entre el DRNA y el Instituto Internacional de Dasonomía Tropical del Servicio Forestal Federal incluyó en su agenda las presentaciones de investigaciones en el Bosque estatal de Guánica y recorridos por las veredas.

Sobre la Torre de investigación

La torre de monitoreo mide de 70 pies de altura, ya que se requiere estar a 30 pies sobre el dosel del bosque para hacer los estudios. Cuenta con un sistema de anclaje diseñado para el suelo. Tiene una cabina de instrumentación, que es la que recoge la información y la lleva directamente al centro de datos en la sede de NEON.

El proyecto cuenta con la autorización de la Oficina de Gerencia de Permisos (OGPe), el Servicio federal de Pesca y Vida Silvestre (USFWS) y del DRNA. Como parte de los requisitos para obtener los permisos de construcción, NEON tuvo que restaurar la zona a su estado natural.

Además, El DRNA monitorea los trabajos a fin de minimizar cualquier impacto y vela por la restauración del área.

Loading...
Revisa el siguiente artículo