Frío, distante y poco hablador. Así la periodista Lisa Brennan-Jobs describe a su padre, el cofundador de Apple, Steve Jobs.

La mujer nació cuando sus padres tenían 23 años y si bien en un comienzo el multimillonario no quiso reconocerla como hija, 7 años después se hizo cargo de su responsabilidad.

Hoy Lisa tiene 40 años y se encuentra promocionando su libro de memorias llamado “Small Fry”, título que se traduce como “niña mocosa” o “insignificante”.

TE RECOMENDAMOS:

A principios del mes de agosto la revista “Vanity Fair” publicó un adelanto del manuscrito que próximamente estará disponible en librerías. En sus escritos Brennan-Jobs describe lo complicado que fue crecer con un padre distante, una relación que mezclaba amargura y pacer.

“Yo era una mancha en su espectacular ascenso, ya que nuestra historia no encajaba con la narrativa de grandeza y virtud que él quería para sí mismo”, relata la hija de la artista Chrisann Brennan en su texto.

Durante este domingo, la periodista de 40 años dio una entrevista a The New York Times previo al lanzamiento del libro, en donde relató un episodio en donde el empresario tecnológico la obligó a ver cómo tocaba a su esposa, Lauren Powell Jobs.

En aquella oportunidad, según el relato de la hija mayor de Jobs, estaban en medio de una situación familiar cuando su padre comenzó a ponerse “cariñoso” con su madrastra. “Y movió las manos hacia sus senos y a lo largo de sus piernas mientras gemía de manera exagerada”, narró la mujer en la entrevista.

Pero lo peor no se queda ahí, pues la comunicadora explica en su libro que al sentirse incómoda por la situación intentó irse, pero su padre la obligó a mirar “quédate aquí. Este es un momento familiar y es importante que seas parte de la familia”, le habría dicho.

“Me quedé sentada, quieta, intentando desviar la mirada mientras él gemía y giraba”, sostuvo Lisa. Pese a ello, la periodista asegura que su intención no es ensuciar la imagen del “padre de la tecnología”, lo que quería era demostrar cuán “torpe” pudo ser en algunas situaciones y además recalcó que jamás fue tocada o abusada por Jobs.

Sus últimos días

Lisa Brennan-Jobs relató los últimos días de su progenitor, quien recordemos falleció en 2011 a causa de un cáncer de páncreas.

Sobre aquellas jornadas de agonía, la mujer sostuvo que el magnate “estaba sobre la cama, en pantalones cortos. Tenía las piernas desnudas y delgadas como los brazos, dobladas como si fueran las de un saltamontes”.

Pese al emotivo momento, la periodista reveló que antes de morir, su padre le dijo que olía a inodoro. De todas formas asegura que no fue “un comentario cruel”, si no que su padre pretendía ser “honesto” con ella.

“Antes de despedirme, fui al baño y me rocié con un spray oloroso. Al regresar a su habitación, se estaba levantando. Cuando nos abrazamos, podía sentir sus vértebras y las costillas”, sentenció.

Sigue Leyendo

Noticias

Develarán tarja en honor a pintor Arnaldo Roche Rabell

Noticias

Registran llegada de 18,028 pasajeros de crucero este fin de semana

Noticias

DACO orienta a clientes con Guía para la Venta Del Madrugador

Destacados

Registran llegada de 18,028 pasajeros de crucero este fin de semana

DACO orienta a clientes con Guía para la Venta Del Madrugador

Rick Scott vence a Bill Nelson en carrera de senador por Florida

Regresa la cerdita a la isla

En video quedó registrada la fuerte pelea de dos mujeres por un hombre