Se supone que la policía siempre está para proteger y ayudar a la comunidad y eso fue lo que pretendió mostrar un uniformado de la ciudad de la ciudad de Hillview en Kentucky, Estados Unidos.

Una mujer había llegado hasta la estación de Policía para denunciar una violación, y tras prestar declaración John W. Nissen se ofreció para llevarla a casa, según indicó People.

El uniformado, sin embargo, nunca llegó a la casa de la mujer, sino que la habría trasladado hasta la vivienda del hombre al que había denunciado tras el abuso.

Al salir de ahí la llevó hasta un motel, donde primero le pidió a la mujer que le realizara sexo oral y luego la habría violado.

El Departamento de Policía de Hillview señaló en un comunicado que “si se descubre que las acusaciones contra el detective Nissen son ciertas, pueden estar seguro de que manejaremos el asunto adecuadamente. El supuesto comportamiento definitivamente no está en línea con los valores de nuestra agencia”.

Por su parte, la fiscal Shelly Alvey indicó que “la mujer estaba bajo la influencia de drogas o alcohol en el momento del supuesto asalto” y que el uniformado habría admitido “bastante de lo que son las acusaciones en este caso”.

Nissen está momentáneamente suspendido de sus funciones y este lunes comenzará el juicio en su contra.

Sigue Leyendo

Noticias

Magistral la presentación de Kany García

Noticias

Jorge Drexler, el máximo ganador de los Latin Grammys

Noticias

Nicky Jam se luce en los Latin Grammys

Destacados

Pasa la reválida el hijo mayor de Héctor Ferrer

Maestros y empleados públicos demandan al gobierno por las cuentas de retiro

Muere joven pasajero en un vuelo de San Juan a Orlando

Rosselló firma orden ejecutiva que ordena nómina especial para pago de bono de Navidad

Más de la mitad de los aspirantes a abogado se cuelgan en la reválida