“Papa Francisco, en Chile aún se tortura”, ese fue el primer grito que intentó empañar la homilía realizada por el Papa en el Parque O'Higgins, en Santiago de Chile.

La interrupción se dio justo cuando el Sumo Pontífice pedía silencio para dar espacio a la reflexión.

La voz masculina, ubicada en la zona ubicada detrás del escenario principal repitió su consigna antes de moverse, sin ser que se pudiera precisar quién fue.

Otro grito

Cinco minutos después, otro grito buscó interrumpir la ceremonia. Esta vez fue la voz de una mujer quién estaba ubicada más cerca del altar.

En este caso, la consigna no se entendió del todo.

Aún así, ninguno de los gritos tuvo la efectividad que buscaban: la ceremonia continuó sin sobresaltos.

 

Sigue Leyendo

Nacional

Minuto a minuto de los premios Latin Grammy

Nacional

Margarita Gracheva y la violencia contra la mujer en Rusia: "Mi marido me cortó las manos con un hacha"

Nacional

Faltan 106 mil alumbrados sin instalar en carreteras de la Isla

Destacados

Olga Tañón estalla en redes contra cibernauta que insinuó que su hijo es gay

Muere joven pasajero en un vuelo de San Juan a Orlando

Rosselló firma orden ejecutiva que ordena nómina especial para pago de bono de Navidad

Maestros y empleados públicos demandan al gobierno por las cuentas de retiro

Junta advierte al Gobierno que no pague bono de Navidad