Brie Larson: “Estamos rompiendo las barreras”

La hábil actriz, que protagoniza la adaptación del regreso del famoso gorila King Kong en esta entretenidísima propuesta de Warner Bros. que estrena hoy en Puerto Rico, conversó en exclusiva con Metro sobre su decisión de aceptar este rol que la prepararía para interpretar a Captain Marvel para el universo de superhéroes más lucrativo del cine

Por Félix Caraballo

La joven actriz Brie Larson  conocía desde niña cuál sería su futuro en el mundo del entretenimiento cuando comenzó a tomar clases de teatro a la temprana edad de seis años. Este empeño la llevó a explorar otras ramas del arte, como la música y la televisión, roles que desempeñó simultáneamente hasta que finalmente se le da la oportunidad en la pantalla grande con papeles de reparto en cintas como 13 Going on 30, Scott Pilgrim v. the World y 21 Jump Street, hasta que en 2013 logra cautivar a la crítica especializada con su vulnerable interpretación de una consejera de jóvenes en riesgo en la joya independiente Short Term 12.  Esta cinta la llevó a protagonizar Room, cinta que le ganó un Óscar como mejor actriz el año pasado.

Este es un filme lleno de explosiones. ¿Qué pensaste al aceptar el proyecto?

—Cuando acepté el proyecto fue por la misma razón por la que lo amo. Sí, hay explosiones, pero tiene un mensaje más profundo. Y ese mensaje era importante para mí hace un año, y es aún más importante ahora, ya que estamos lidiando con muchas preguntas de cómo queremos proteger nuestro planeta, cómo vamos a trabajar juntos y a controlar esos impulsos de sentirnos más importantes humillando a los demás. Creo que este filme tan divertido, grande y bello se hace esas preguntas y te las responde.

¿Qué nos puedes decir sobre tu contribución sobre las características de tu personaje?  Últimamente Hollywood está presentando mujeres fuertes, rompiendo estereotipos.

—Sí, tuve mucho que decir sobre quién es ella, hasta sobre el vestuario que utiliza. Siempre fui muy firme en eso. Estudié los fotógrafos de las guerras y entiendes que todo tiene que ser práctico. Y, para contestar la pregunta sobre las féminas en filmes, creo que estamos listos para ver diferentes tipos de expresiones en distintos tipos de personas y no solo mujeres.   Finalmente estamos rompiendo las barreras y viendo que las personas son más complicadas que los clichés que hemos establecido.

¿Cuál fue tu reacción al ver que tu relación con la criatura era diferente a la que conocemos de otras adaptaciones?

—Eso fue lo que encontré interesante.  Siento que ella tiene la verdad y es la voz de la razón.  Ahora mismo estamos mostrando a personajes femeninos fuertes, y eso me encanta.  Y eso es un testimonio de dónde estamos ahora,  y hemos creado una dinámica más complicada, y es por esto mismo que mi personaje y el de Tom Hiddleston no presentan atracción romántica. Cambia la forma de ver la relación, la compañía, el amor y qué vale la pena proteger.  No tiene que ser una relación romántica. Puede ser que solo quieras evitar que tu amigo muera.

¿Cuál fue el primer filme de Kong que viste?

—Recuerdo tener un póster de Kong en mi sala cuando era pequeña.  Yo no recuerdo la primera película que vi,  pero sí recuerdo haber visto algunas en el cine, específicamente la de Peter Jackson.

¿Fue un rodaje físicamente difícil? ¿En algún momento de la filmación sentiste que tu vida corría peligro?

—No, nunca me sentí en peligro, pero filmamos en tres países diferentes en un transcurso de cinco meses, y el clima cambiaba drásticamente dependiendo de donde estábamos. Generalmente, podías determinar el tipo de día que iba a ser. Así que usabas la misma ropa, aunque estuviese en 120 grados afuera, lloviendo o cayendo granizo, lo cual fue una realidad.

¿Cómo ha cambiado tu vida luego de ganar un Óscar?

—¿Está bien si digo que aún no ha cambiado?  Porque no ha cambiado.   Ahora tengo más oportunidades en mi carrera.  Pude dirigir un filme, que es algo que siempre quise hacer.   Aún soy insegura y me cuestiono si soy una buena actriz, si lo estoy haciendo mal y creo que puedo dar más. Quiero hacer más y quiero hacerlo mejor.  Pero, además de eso, todo lo demás en mi vida es igual.

Loading...
Revisa el siguiente artículo