Nimsy López, más de 15 años de servicio humanitario

La evangelista y cantante de música sacra hace una exhortación a que nunca se pierda el deseo de ayudar, ya que con mucho o poco se pueden transformar vidas.

Por Lynet Santiago Túa

Nacida en una familia cristiana y de padres misioneros, la evangelista y cantante de música sacra Nimsy López creció con la inquietud de dedicar su vida al servicio humanitario. (Ver fotogalería al final)

No obstante, el milagro que experimentó así lo afirmó. Para ella fue la punta de lanza del camino que Dios quería que recorriera.

“Recuerdo que, cuando tenía 16 años, mi padre me dijo: ‘Regálale un año a las misiones; regálaselo a Dios’. Siempre recuerdo esas palabras porque él me dijo: ‘Ya tú verás cómo Dios te va a bendecir’”, relató al aceptar el reto que le lanzó su padre de irse a vivir a Haití como misionera.

“Llegamos al barrio más pobre de Puerto Príncipe, Sité Soleil (Ciudad Sol), considerado el barrio más peligroso de toda Latinoamérica. Luego de seis meses allí, Dios hizo un milagro en mí, porque, sin haber estudiado idiomas, comencé hablar el creole criollo”, narró.

Tan es así que le pudo servir de intérprete a su padre, quien era misionero en el hermano país. De esta forma podían atender las necesidades más precarias de una manera más ágil, conociendo de sus propios labios las inquietudes y, al mismo tiempo, impactando más vidas con sus mensajes de fe y esperanza.

“Desde que Dios hizo ese milagro en mí, fue como una punta de lanza que me permitió continuar esa labor misionera y legado que me enseñó mi padre. Actualmente, mi esposo y yo viajamos entre tres y cuatro veces al año para Haití. Creamos un comedor porque en esa zona no hay escuelas; no hay nada”, compartió López, quien domina cuatro idiomas, español, inglés, francés y creole.

“Las misiones son parte de nosotros y lo hacemos porque es algo que humanamente no podemos explicar… Por ejemplo, ver madres que te regalan a sus hijos porque saben que con ellas se van a morir. Estas cosas te desmoronan, pero a la misma vez te impulsan a querer ayudar más y más”, señaló al describir el sentimiento que la estremece.

Luego de viajar el mundo como misionera junto con su esposo, el también evangelista Micky Mulero, levantaron el Ministerio Internacional Bajo el Estruendo del Espíritu Santo, para evangelizar dentro y fuera de Puerto Rico con predicaciones y alabanzas.

“Con un poco de ayuda de todos podemos hacer grandes cosas. Cuando tú ayudas a alguien necesitado, sientes una sensación de paz que no se puede describir. Solo cuando uno lo vive, es que sabes realmente lo que significa dar sin esperar nada a cambio”.

La pareja, que recientemente celebró lo que llamaron “el quinceañero como misioneros”, también desarrolla la Fundación Manos Misioneras Internacional para brindar apoyo no solo a los hermanos haitianos, sino a toda Latinoamérica.

Si desea cooperar o para información de cómo puede ayudar, comuníquese al 787-685-3023 o 787-922-7984.

nimsy-lopez-2

nimsy-lopez-7

nimsy-lopez

nimsy-lopez-1

nimsy-lopez-5

nimsy-lopez-4

nimsy-lopez-8

nimsy-lopez-3

nimsy-lopez-6

Loading...
Revisa el siguiente artículo