Desbordada Cidra al celebrar su noveno campeonato en la Doble A

Por Inter News Service

Cientos de cidreños y residentes de pueblos aledaños se tiraron a las calles a recibir los recién coronados campeones nacionales del Béisbol Superior Doble A, los Bravos de Cidra, que realizaron una caravana que partió desde la avenida El Jíbaro para recorrer diversos barrios del pueblo.

La fanaticada de Cidra celebró en grande su noveno cetro, conquistado hace una semana en cinco juegos contra los Artesanos de Las Piedras, que los convirtió en máximos campeones de la pelota federativa, para empatar con los Mulos de Juncos.

“La fanaticada se ha desbordado en Cidra dándole cariño al equipo. Los fanáticos nos esperaban frente a las casas y la carretera. Este campeonato no hay manera ni cómo describirlo. De los tres campeonatos que tengo como dirigente ha sido el más que he gozado. La emoción de los fanáticos ha sido mucho más grande”, dijo Juanito Rodríguez.

Rodríguez se convirtió en el cuarto dirigente con más campeonatos en la historia de la Doble A. El listado es encabezado por José “Chemane” Carradero, con siete. El mentor de los Bravos tiene tres títulos junto a José David Flores y Víctor “Vitín” Meléndez.

Cidra, que avanzó a la postemporada con foja de 15-4, logró sacar del camino a Aibonito en la semifinal seccional, a Comerío en la final sección, a Mayagüez en la primera ronda del Carnaval de Campeones y a Yabucoa en la semifinal nacional.

Según el apoderado de los Bravos, Carmelito Ortiz, la caravana ha sido la más grande que ha visto en la Ciudad de la Eterna Primavera con cerca de dos mil vehículos.

“La fanaticada entendió el mensaje de que este equipo es del pueblo. Es algo mucho más allá que un equipo de pelota, es un patrimonio deportivo del pueblo. Representa también la identificación de Cidra en otros pueblos. Si vas a Aguadilla, Hatillo o Las Marías y dices que eres de Cidra rápido te piden que hables de los Bravos”, expresó Ortiz.

Añadió que “Cidra ha tenido dos grandes celebraciones, en 1977 cuando logramos el primer campeonato y este que es el noveno. Porque además de ser el noveno fue el primero que ganamos en casa y el pueblo se identificó de tal manera que llevan una semana celebrando”.

Con banderas de Cidra y Puerto Rico, así como mensajes alusivos al campeonato, cientos de autos recorrieron las calles del municipio durante aproximadamente tres horas.

La celebración cerró con una fiesta de pueblo en la plaza de recreo, con la participación de las orquestas Limi-T 21 y La Sonora Ponceña.

Loading...
Revisa el siguiente artículo