Opinión de Valery Vega Varela: La riqueza arquitectónica de la Casa de Henry Klumb

Lee la columna de opinión de la estudiante de último año de Bachillerato en la Escuela de Arquitectura de la Universidad de Puerto Rico, Valery Vega Vaerla.

Por Valery Vega Varela

La Casa de Henry Klumb fue y es un ejemplo importante de la arquitectura moderna y tropical en el Caribe y Puerto Rico. Henry Klumb de origen alemán fue estudiante y dibujante de Frank Lloyd Wright. Esta casa Klumb la diseñó para él y su esposa después de establecerse en Puerto Rico en 1944.

Es muy lamentable que lo que quedaba de la casa, ya solo hoy se encuentra en ruinas. En representación de La Escuela de Arquitectura de la Universidad de Puerto Rico reiteró que se hizo el intento durante años de buscar la restauración de esta casa, la cual es patrimonio edificado.

Aunque duele está perdida, estoy segura de que la Escuela de Arquitectura buscará las alternativas pertinentes y consolidaciones para que esta casa vuelva a lo que fue, de lo que queda. ¿Por qué esta casa forma parte del patrimonio edificado? Les cuento, además de formar parte de la arquitectura moderna y tropical del caribe.

El arquitecto modificó una típica hacienda del siglo XIX, repensando su filosofía sobre la arquitectura y su planteamiento sobre la vida y vivienda tropical moderna. Lo que caracterizaba esta casa de Henry Klumb, es que el decidió eliminar la idea de la pared y más. La mayoría de las paredes exteriores desaparecieron, abriendo la casa a la vida y lo natural, lo natural como pared. A partir de esto, se creó una relación directa entre el interior y el exterior de la casa. Donde la naturaleza ejerció su rol principal y el paisaje cercano a la casa fue un oasis en el interior de un contexto urbano abarrotado. Klumb creó un jardín el cual protegía el espacio habitable del sol directo y la lluvia.

El arquitecto pensó en nuestro clima para el diseño de la casa, igual lo hizo para otras edificaciones que se encuentran en Puerto Rico. Nuestro país durante su historia se ha adaptado bruscamente a condiciones y decisiones de otros; para una tipología de arquitectura, que del todo, no nos pertenece. Somos un país tropical con una arquitectura no tropical. Nos toca a todos aprender de La Casa de Henry Klumb, como ejemplo para una nueva tipología tropical arquitectónica, que estoy segura de que está por venir.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo